Autor:

Los insultos de la senadora panista Lilly Téllez al subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell –durante la comparecencia del pasado 12 de octubre– es parte de la resistencia, de la oposición a la transformación que encabeza el gobierno federal, consideró el presidente Andrés Manuel López Obrador.

Por ello, celebró que la transformación se esté haciendo de forma no violenta, porque la peste de México es la corrupción.

“Que sean malcriados o malportados en el Congreso, como le hicieron al doctor que lo maltrataron con gritos, eso no tiene mucho efecto [en la sociedad], y además es parte de la vida democrática del país. Hay que tenerle confianza al pueblo”, aseguró en su conferencia desde Palacio Nacional.

“Si invitan a los funcionarios al Congreso y los tratan así sólo para el espectáculo, pues no sirve para nada. Ni siquiera permiten el diálogo”, señaló.

López Obrador consideró que ahora ya cada ciudadano tiene su propio criterio y, por ello, la transformación va avanzando incluso a pesar de la pandemia y la crisis que conlleva.

Agregó que ya se está recuperando la economía. Lo que detiene a México para convertirse en una potencia es la corrupción, eso es lo que nos ha frenado. Todos los que están en contra de la transformación deben entender que vamos adelante y no nos vamos a detener”.

Y recordó que los conservadores que pronosticaban que iban a haber hasta saqueos en el país por la crisis de la pandemia fallaron. Y dijo que esos mismos “no dicen nada de que nuestros hermanos en el Perú tienen el primer lugar en fallecimientos por la pandemia”. Los conservadores están desconcertados por los reacomodos, incluidos los medios de comunicación que no saben para dónde ir, indicó.

Te puede interesar: #LillyTellezEsquizofrénica: panista se vuelve tendencia en Twitter por insultar a López-Gatell