jueves 3, diciembre 2020

Autor:

El Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación para 2021 amenaza la viabilidad de Radio Educación. En la propuesta enviada por el Ejecutivo federal se evidencia la desproporcionada desigualdad, pues mientras al Sistema de Radiodifusión del Estado Mexicano le asigna 800 millones de pesos, a Radio Educación sólo le provee de 77.1 millones, denunció Ángeles Medina.

La exsecretaria general del Sindicato Nacional Democrático de Trabajadores de la Secretaría de Cultura, en el Sector Radio Educación, advirtió que el gobierno federal “piensa crear un sistema de medios públicos que sean voceros de la cuarta transformación”, pues sólo así se explicaría por qué se fortalecerá económicamente a un sector de la radiodifusión, mientras que a otro, el crítico, se les reducirá sustancialmente el presupuesto dejándolo en la subsistencia, o peor.

Durante la conferencia “El papel de Radio Educación como parte de la radio pública”, la comunicadora atribuyó esto a la falta de visión de la Secretaría de Cultura y de las autoridades actuales y antecesoras de la emisora, porque “Radio Educación es una emisora a la que no se le ha dado la importancia pública que debe tener”.

Los legisladores “ni siquiera tienen idea de que México tiene una emisora cultural que es reconocida en el país y a nivel internacional. No saben a quiénes les quitan el recurso”, observó.

En opinión de Ángeles Medina, quien es redactora de noticias en la Subdirección de Información en la radiodifusora, los tomadores de decisiones en materia de presupuesto desconocen que la emisora está presente en al menos 29 estados de la República y en más de 1 mil 800 municipios”.

Agregó que los legisladores tampoco tienen presente que la emisora ha logrado alianzas con radios comunitarias, formado comunicadores en comunidades indígenas mediante talleres impulsados y costeados por los trabajadores, por “el amor” a su profesión.

Mientras que la propia Secretaría de Cultura –de la cual dependen– ha puesto en standby a la emisora: sólo la han tenido presente cuando “hay que difundir o transmitir algún evento que es relevante para la dependencia”, criticó.

Para que en casi 100 años de la existencia de la emisora –encargada de difundir la cultura y la educación mediante programas radiofónicos críticos– haya gente que no sepa de su existencia, quiere decir que “no se ha logrado tener la presencia que requiere en los círculos de mayor relevancia para el país”, reflexionó Ángeles Medina.