Autor:

El 40 por ciento del total de los asesinatos de periodistas registrados en todo el mundo durante 2019 ocurrieron en América Latina y el Caribe, aseguró Gabriela Velázquez Álvarez, consultora de comunicación y medios de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco).

Un estudio sobre la seguridad de los periodistas y el peligro de la impunidad, hecho por la organización, advierte que el panorama sigue siendo sombrío. Tan sólo entre 2018 y 2019, la Unesco registró un total de 156 asesinatos de periodistas en todo el mundo, “en promedio durante la década, un periodista ha sido asesinado cada cuatro días”.

Sin embargo, dijo, de acuerdo con el reporte de Audrey Azoulay –directora general de la Unesco– también se informa que aunque la impunidad continúa prevaleciendo por los delitos contra  periodistas, en 2020 se registró una “ligera disminución”, ya que en este año el 13 por ciento de los casos registrados en todo el mundo se resolvieron, en comparación con 2019 en donde sólo se resolvió el 12 por ciento de los casos, y en 2018  únicamente el 11 por ciento.

Durante el foro “Periodismo de investigación y el derecho de acceso a la información pública” –organizado por la Unesco, el Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (Inai) y el Consejo Ciudadano del Premio Nacional de Periodismo, AC– Frédéric Vacheron, representante de la Unesco en México,  indicó que si bien en 2019 se registró el menor número de muertes de periodistas en la década, “otro tipo de ataques continúa a un ritmo alarmante y la crisis de la Covid-19 ha acelerado los riesgos para los trabajadores de los medios de todo el mundo”: las agresiones.

Éstas, dijo, “pueden tomar la forma de amenazas, secuestros, encarcelamientos o acoso y hasta despidos arbitrarios”. De acuerdo con la Secretaría de Gobernación, en  México se registraron más de 250 agresiones a personas defensoras de derechos humanos  y periodistas tan sólo de enero a mayo.

A nivel mundial, entre 2010 y 2019 cerca de 900 periodistas fueron asesinados mientras realizaban su trabajo; de ellos, 150 ocurrieron en los últimos dos años. En el caso de México, entre 2010 y 2019 la UNESCO  registró 93 periodistas asesinados, “la tasa de impunidad por casos de periodistas asesinados es de 85 por ciento; es decir, sólo 14 de los 93 casos han sido resueltos”.

Mencionó que “lo más preocupantes es que muchos periodistas están siendo asesinados fuera de situaciones de conflicto, por investigar cuestiones como la corrupción, la trata de personas, delitos políticos, violaciones a derechos humanos, problemas ambientales o porque simplemente son caricaturistas”.

Por su parte, Rocío González Higuera –titular de la Unidad de Política Migratoria de la Secretaría de Gobernación– mencionó que el gobierno de México está comprometido con los derechos humanos por lo que han encaminado una serie de acciones para garantizarlos, entre las que se encuentra la exigencia de una mayor transparencia en los fideicomisos como es el Mecanismo para la Protección para la Protección de Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas.

Y agregó que si bien éste “incorporaba a miles de personas, definitivamente no era eficiente para detectar y desactivar riesgos”, por lo que se requiere replantear y  perfeccionar los instrumentos para medir avances, “atender los fallos y recomponer el caminos, si es necesario”.

Te puede interesar: ONU lanza PUNTUAL, plataforma que documenta agresiones contra periodistas en México