Autor:

El Consorcio Centromet de Querétaro ocasionó un gasto excesivo de 392 millones 581 mil 541 pesos al Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), aseguró María Elena Álvarez-Buylla. Y explicó que el presunto desfalco ocurrió en 2017, cuando la “esposa del exdirector general del Conacyt, Enrique Cabrero, quien actualmente es investigador del CIDE [Centro de Investigación y Docencia Económicas]”, Ana Díaz Aldret, fungía como gerente del Consorcio.

“Debido a la opacidad, sobrecostos y el despilfarro en viajes que ocurrieron durante su operación, el Consorcio costó mucho dinero [al erario federal]. Los recursos se ejercieron a través del fideicomiso del Conacyt Fordecyt“, señaló la científica durante la conferencia presidencial.

La actual directora del Conacyt expuso que durante la operación del Consorcio se realizaron viajes onerosos al extranjero para el personal administrativo, y los recursos fueron administrados por diversos centros públicos de investigación.

Ante todas estas irregularidades, “se optó por cerrar el lugar en 2018 y los 17 catedráticos que se quedaron sin un lugar donde trabajar ahora están apoyando otros proyectos”.

La titular del Consejo también comentó que con la administración de los 91 fideicomisos del Conacyt hubo un gasto de más de 500 millones de pesos, lo cual “es sorprende porque en 2017 y 2018 Conacyt no asignó ni un solo peso para ciencia básica y muchos investigadores quedamos sin apoyo. Además, de 2013 a 2018 el Conacyt ganó siete lugares en aumento del presupuesto, pero perdió 16 en eficiencia”.

Te puede interesar: Conacyt no renovará convenio para becar a investigadores de la Ibero