Autor:

Durante un operativo realizado el pasado 3 de julio por miembros del Ejército Mexicano en Nuevo Laredo, Tamaulipas, se registró el uso de la fuerza letal con armas de fuego. Por ello, la presidenta de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), María del Rosario Piedra Ibarra, exhortó al titular de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), Luis Cresencio Sandoval González, a que se investiguen exhaustivamente los hechos.

En un comunicado, el organismo señaló que de acuerdo con información publicada en diversos medios de comunicación, después del enfrentamiento, los soldados confirmaron, por medio de un videoclip, la sobrevivencia de una persona. Sin embargo, “su informe se contrapone al informe presentado, en el que se asegura que ocurrieron doce defunciones”.

Por lo anterior, enfatizando su compromiso con la defensa de los derechos humanos, la CNDH solicitó una investigación de lo ocurrido a fin de determinar si se violaron derechos humanos, y se infringió el Manual de Uso de la Fuerza para la Sedena y la Secretaría de Marina, la Constitución Política y los tratados internacionales en materia de Derechos Humanos y de Uso de Armas de Fuego.