Autor:

En Querétaro y Veracruz, cien elementos del Ejército Mexicano fueron desplegados para aplicar el Plan DN-III-E, en su fase de auxilio, luego de las afectaciones ocasionadas por las fuertes lluvias de los días 8 y 9 de agosto, informó la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena).

En el caso de Querétaro, debido al deslave de un cerro en la carretera federal 120 San Juan del Río-Xilitla, 30 militares realizaron  tareas de remoción de escombros para “garantizar la circulación hacia las comunidades afectadas”.

Por otra parte, en el municipio de Tuxpan, Veracruz, 70 elementos de las Fuerzas Armadas retiraron escombros y llevaron a cabo “actividades de control de tránsito sobre las vías de comunicación afectadas, coadyuvando en todo momento con las autoridades de los municipios de Poza Rica, Coatzintla, Coyutla, Mecatlán, Espinal, y Filomeno Mata, para atender esta eventualidad y lograr el restablecimiento de la normalidad”.

Durante la emergencia, autoridades federales y de protección civil del municipio de El Espinal, Veracruz, también habilitaron un albergue temporal en la escuela primaria “Justo Sierra”, donde fueron recibidas 30 personas, quienes resultaron afectadas por el desborde del ríoo Tecolutla, informó la Sedena.