Autor:

Lorena Rodríguez-Bores Ramírez, secretaria técnica del Consejo Nacional de Salud Mental, indicó que es importante atender las necesidades de salud mental en esta etapa que se vive por Covid-19. Entre las más importantes: no discriminar a quienes hayan sobrevivido a la enfermedad.

Tras el desconfinamiento y recuperación, la reapertura en etapas, el semáforo epidemiológico y la reintegración gradual de las actividades, Rodríguez-Bores dijo que debe haber un balance entre nuestro derecho a la salud y el bienestar; sin embargo, “esto no quita que todos tengamos una sensación de incertidumbre y miedo, debido a la transmisión y que no existe una vacuna”.

Mencionó que entre las medidas de prevención que se deben continuar para fortalecer los miedos son: mantener información constante y cercana sobre las medidas de salud, difundir ampliamente los servicios de apoyo en salud mental, identificar de manera proactiva a las personas que hayan sobrevivido o tenga un familiar que haya sido afectado. Además, promover una cultura de salud mental y difundir la información sobre medidas de autocuidado.

La depresión y las conductas suicidas son dos de las afectaciones que pueden llegar a existir en esta etapa, por lo que hay que estar atentos a los seres que pudieran presentar señales de estas condiciones mentales, recalcó Rodríguez-Bores.

Durante la conferencia vespertina 155, la funcionaria enfatizó que “es importante mantener las cosas en perspectiva a largo plazo… ha habido, tenemos, epidemias; sin embargo, sabemos que estas pasan”.

 

Leave a Reply