Autor:

La crisis económica que se padece en todo el mundo por la pandemia de Covid-19 afectará el crecimiento de todos los países, aseguró esta mañana el presidente Andrés Manuel López. Para el caso mexicano, indicó que ya “en julio y agosto empezaremos a recuperarnos”.

En su conferencia desde Guanajuato, agregó que en el caso de las participaciones federales y a pesar de la crisis, “no tenemos ninguna deuda con los gobiernos estatales: estamos al corriente. Si se les debiera, no se dejan: estarían ejerciendo su derecho de presentar controversias, diciendo que la federación no les entrega lo que nos corresponde”.

Agregó que un grupo de gobiernos estatales y municipales están planteando un nuevo pacto fiscal que es algo más estructural que sólo recibir sus participaciones, pues buscan tener acceso a más recursos entre más recauden. Al respecto, López Obrador aseguró que esa solicitud también es legítima, pero su obligación como presidente es defender los recursos públicos que le llegan a la gente más desprotegida, a través de programas sociales, salud educación, bienestar. Por lo que, dijo, hay necesidad de fortalecer las finanzas públicas.

“La recomendación respetuosa [a los gobiernos estatales y municipales] es que todos ahorremos, que le cueste poco al pueblo mantener al gobierno y la mayor parte del presupuesto le llegue al pueblo”, indicó el primer mandatario.