Autor:

La Dexametasona aún no se puede considerar como un medicamento para tratar la enfermedad provocada por el virus SARS-CoV-2, explicó el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell. “No hay todavía tratamiento, ni en México, ni en el mundo que haya contribuido a reducir la hospitalidad o intensidad de los síntomas”, señaló.

El científico también dijo que este medicamento fue evaluado en un ensayo clínico y se comprobó que puede reducir la mortalidad en enfermos críticos de Covid-19, pero no se ha aprobado como tratamiento para personas que presentan síntomas leves.

Además, resaltó que el fármaco tiene efectos secundarios, como el incremento de infecciones y algunas de éstas pueden resultar mortales.