viernes 10, julio 2020

Autor:

Las directoras del Consorcio para el Diálogo Parlamentario y la Equidad, Oaxaca, refrendaron la búsqueda de justicia para la fotoperiodista María del Sol Cruz Jarquín, asesinada en 2018 en Juchitán. Esto, luego de 2 años de impunidad en el caso, y de la amenaza de muerte dejada en las puertas de la organización el pasado 15 de junio.

Consorcio Oaxaca recibió el mensaje firmado por, presuntamente, el Cártel Jalisco Nueva Generación y se dio en el contexto en que el caso de María del Sol, “pone sobre la mesa en blanco y negro la complicidad, injusticia y la impunidad con la que se ha conducido el Estado en un feminicidio como el de ella. No se logró sopesar. En vez de dar señales, de que se iba a abonar al tema de justicia para el caso”. Al contrario, lo que provocó fue “un golpe de intimidación” el cual coloca en riesgo a Soledad Jarquín periodista y madre de la víctima impulsora de la campaña “Hasta que la Justicia Llegue”, señaló Yesica Sánchez Maya, codirectora de la asociación feminista.

En el feminicidio de la joven de 27 años, Consorcio Oaxaca denuncia a dos años de impunidad y la complicidad del estado. Y es que, dijeron, se han enfrentado a la lentitud de la burocracia local. Después de muchos años ha sido complicado no tener una recomendación local de la defensoría, “que desde hace 12 años tiene un expediente al nivel de antecedente y no lo ha elevado a nivel de queja pese haberlo pedido”, advirtió Sánchez Maya.

De acuerdo con la abogada, para quienes integran el Consorcio les parece “indignante” se haya recurrido a una acción “tan atroz, tan poco ética de inhibir la acción” de acompañamiento a víctimas de violaciones a derechos humanos. Además, añadió que al hacerlo también trataron de detener las acciones de las víctimas, punto que la comunidad internacional como la relatoría de las Naciones Unidas, las embajadas se han pronunciado y preocupado  “a razón de la defensa de derechos humanos”.

 

Leave a Reply