Autor:

Al presentar su Plan de Preparación y Respuesta Institucional Covid-19, el Instituto Mexicano del Seguro Social reveló su “cálculo de pacientes IMSS, tasa de ataque 0.5%”, en el que se observa un escenario en el cual el pico máximo de la pandemia ocurrirá entre el 25 de abril y el 2 de mayo, con una demanda de 6 mil 226 pacientes que requerirán de asistencia de ventilación mecánica y de hospitalización en unidades de cuidados intensivos.

No obstante, la dependencia admite que en total contará con sólo 3 mil 160 camas de cuidados intensivos, ya con los procesos de reconversión de unidades hospitalarias a atención Covid-19. Esto es que más de la mitad –50.7 por ciento– de los derechohabientes no podrán ser atendidos en esos servicios especializados.

Además, en el pico máximo de la curva de contagios del SARS-CoV-2, 18 mil 146 derechohabientes del IMSS requerirán hospitalización.

Desde finales de febrero y hasta principios de junio, el Instituto calcula que una población de 61 millones 327 mil 833 derechohabientes se infectarán. De éstos, 185 mil 168 ocurrirían en el lapso del pico máximo de la curva, de los cuales 129 mil 617.6 solicitarán atención médica; 18 mil 146 serán ingresados a hospitales.