Autor:

El presidente Andrés Manuel López Obrador señaló esta mañana que los partidos políticos como las autoridades electorales nunca debieron haber obtenido tanto dinero público como el que manejan, porque a lo largo de su historia han avalado fraudes.

Indicó que cada sexenio se hacen reformas electorales que no sirven para detener los fraudes electorales. No obstante, agregó que es necesario que se les limite el flujo de recursos del erario.

Respecto de los fraudes electorales, indicó que por primera vez ya se consideran delito grave. Por ello, señaló que si las autoridades en la materia quisieran acabar con esas prácticas fraudulentas, tienen todos los elementos para hacerlo.

Pueden mandar a la cárcel a quienes repartan frijol con gorgojo, quienes incurran en el llamado carrusel, el ratón loco. Por ello, dijo, no se requiere otra reforma en la materia.

Nancy Flores