Autor:

El expresidente boliviano Evo Morales dijo este martes al arribar a México, donde le fue concedido asilo, que continuará en política “mientras tenga vida” y que no cesará en su lucha.

“Mientras tenga la vida seguimos en política, mientras tenga la vida sigue la lucha y estamos seguros que los pueblos del mundo tienen todo el derecho de liberarse”, dijo en rueda de prensa en el Aeropuerto Internacional de Ciudad de México.

El expresidente boliviano aseguró que el asilo concedido por el gobierno de Andrés Manuel López Obrador lo salvó de un intento de capturarlo.

“Estamos muy agradecidos con México, el presidente me salvó la vida”, dijo Morales ante periodistas que lo esperaban en una terminal de la Secretaría de Defensa de México.

Morales añadió que “el 9 de noviembre, sábado, cuando llegaba a la zona del Trópico de Cochabamba (centro de Bolivia) un miembro del equipo de seguridad del ejército me informó y me hizo leer mensajes, me comentó llamadas y pidió que me entregara a cambio de 50 mil dólares, un día antes de nuestra renuncia”.

Sputnik