Autor:

Margarita Ríos-Farjat, titular del Servicio de Administración Tributaria (SAT), rechazó que la actual administración haya “perdonado” impuestos a personas físicas o morales.

“Nosotros no hemos condonado ni perdonado impuestos a nadie”, aseguró. Explicó que la información publicada por un medio de comunicación en realidad se refiere a bajas contables de créditos fiscales que de momento no se pueden cobrar. “Pero no significa que el crédito sea perdonado”.

Abundó en que esos créditos se tratan de manera distinta a los que sí pueden ser cobrados. “Los ponemos aparte porque cumple con otros requisitos: está ilocalizable o no tiene bienes. Eso no significa que se le dé un trato preferente; no se perdona”.

Por el contrario, explicó Ríos-Farjat, se inhabilita a la empresa en esa situación y en cuanto aparece algún bien de esa persona, se cobra el crédito fiscal.

“Cuando hacemos bajas contables, le pasamos a la Unidad de Inteligencia Financiera los casos para que mantenga la alerta en el sistema financiero.”

Con respecto de los bienes que pudieran tener esas personas en el extranjero, señaló que tales bienes no pueden ser se sujetos de cobro desde México. Explicó que no hay un instrumento de cooperación fiscal entre los países más allá del intercambio de información.

El administrador general de Recaudación, Héctor Vázquez Luna, señaló que “no hay tal perdón; es una limpieza de cartera”. Abundó en que actualmente existe una cartera de créditos fiscales por cobrar de 794 mil 924 millones de pesos.

Por su parte, el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, respaldó a las funcionarios y aseguró que la información acerca de un “perdón” de impuestos a delincuentes es falsa.

“Si fuese cierto, tendrían que presentar su renuncia [Ríos Farjat y Vázquez Luna] y tendríamos que ponerlos a consideración de autoridades responsables”. Pero, agregó, “les tenemos mucha confianza a los dos: son servidores públicos honestos, profesionales”.

Dijo desconocer si la información falsa fue publicada por desconocimiento o por mala fe. “La prensa conservadora no deja de estar atacándonos de distintas formas. Tiene derecho a hacerlo. Es su trabajo oponerse a lo que estamos haciendo. Y nosotros también tenemos derecho a la réplica, que la ejercemos a plenitud”.

Zósimo Camacho