Autor:

Así como hablamos de los dirigentes sindicales, es momento que los empresarios actúen con rectitud y honestidad, afirmó el presidente Andrés Manuel López Obrador al denunciar que los empresarios que están en contra de castigar como delito grave la facturación falsa tienen intereses políticos y se prestan a la corrupción.

“Hay dirigentes que siempre se han prestado al juego de la corrupción y no les gusta que se den cambios o tienen intereses políticos, pertenecen a partidos políticos”, asentó y dijo que simulan que son independientes pero algunos hasta aspiran a cargos políticos.

Luego de agradecer a Carlos Slim , presidente del Grupo Carso, sus proyectos de inversión y su posición para combatir los delitos fiscales, el mandatario dijo que son los líderes de los grupos empresariales quienes tienen una posición específica, no la mayoría de sus agremiados.

“La mayoría de los empresarios de México quiere que no haya corrupción, están hartos de ella”, aseveró, y puso como ejemplo lo ocurrido ayer cuando un miembro de la Concanaco hizo una declaración y el dirigente de esta Confederación aclaró que no era la opinión de esa organización sino una posición personal.

Es decir, añadió el mandatario, “¿El ratero es nada más el que se roba una bolsa del Mercado? ¿El que se roba una gallina? ¿Una bicicleta, un cilindro de gas, la rompa que dejaron tendida? Y los grandes patrones ni siquiera pierden su respetabilidad. Ah no, ellos no!”, expresó.

José Réyez