Autor:

La Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda ha bloqueado 133 cuentas bancarias en pesos y dólares por indicios del delito de operaciones con recursos de procedencia ilícita, en lo que va del gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador. Éstas involucran a 668 cuentahabientes.

Estas medidas forman parte de las operaciones contra el blanqueo de capitales de la UIF ordenadas entre diciembre del 2018 y el 15 de septiembre de 2019, y han congelado 4 mil 347 millones 685 mil 527. 63 pesos y 39 millones 106 mil 578.52 dólares, derivado de las 127 denuncias presentadas ante la Fiscalía General de la República (FGR), contra 668 personas por lavado de dinero (308 personas físicas, 345 morales y 39 servidores públicos).

Además las cuentas congeladas involucran a 1 mil 238 personas en calidad de “terceros relacionados”, con montos de 685 millones 855 mil 174.82 pesos y 10 millones 246 mil 883.10 dólares, de acuerdo con los resultados preliminares de la Evaluación nacional de riesgos de la UIF, de fecha 25 de septiembre de 2019 y cuya copia posee este semanario.

Aunque la evaluación de la UIF no señala los nombres de los supuestos sujetos que habrían blanqueado recursos, algunos de ellos son los exfuncionarios del sexenio de Enrique Peña Nieto: Rosario Robles Berlanga, exsecretaria de Desarrollo Social; y Emilio Lozoya, exdirector de Pemex; así como particulares, como el abogado de la familia Salinas, Juan Collado.

La Evaluación nacional de riesgos de la UIF es un ejercicio interinstitucional que permite identificar, evaluar y entender los riesgos de lavado de dinero y financiamiento al terrorismo, y aplicar un enfoque basado en riesgo y forma parte del cumplimiento de México a las recomendaciones emitidas por el Grupo de Acción Financiera Internacional contra el blanqueo de capitales.

José Réyez

 

Leave a Reply