Autor:

A la fecha y con la liberación de Gildardo López Astudillo, el Gil, presunto líder del cártel Guerreros Unidos, son 53 las personas que fueron encarceladas por el caso Ayotzinapa y que han obtenido su libertad, reconoció el subsecretario de Derechos Humanos, Alejandro Encinas.

Con la liberación del Gil, indicó en la conferencia de prensa de esta mañana, hay elementos para que se puedan liberar a otras 50, de las 142 personas detenidas por esta desaparición de los estudiantes normalistas.

El funcionario dijo que ello se debe a la indebida integración de las investigaciones. La mal llamada verdad histórica se construyó con base en la fabricación de pruebas, la tortura, en beneficio de los perpetradores y en contra de las víctimas.

Para Encinas, sin embargo, esas debilidades en los procesos no deberían dejar en libertad a los presuntos responsables, porque hasta ahora las excarcelaciones se han logrado por una muy laxa interpretación de la ley.

La aplicación de la justicia no se puede reducir a la interpretación de la ley: debe prevalecer el derecho de las víctimas por encima del derecho de los victimarios, aseguró el subsecretario de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación.

Asimismo, exhortó a la Fiscalía General de la República para que fortalezca los procesos en contra de quienes aún no han sido liberados y se llegue a la verdad en el caso Ayotzinapa.

También indicó que el gobierno federal proveerá los recursos legales correspondientes a la Fiscalía contra los funcionarios de la antigua PGR que favorecieron el silencio y la impunidad en torno a esta desaparición de los 43 estudiantes normalistas.

Respecto de Tomás Zerón, aseguró que ya se presentó la denuncia y que se espera que la Fiscalía avance. Sobre la protección que recibe el exfuncionario, con guardaespaldas pagados por el erario federal, indicó que esto se debe a un juicio de amparo que Zerón ganó.

Nancy Flores