Autor:

La imagen que Melania Trump subió a su cuenta de Twitter el jueves muestra cómo el presidente Donald Trump no ha entendido el tamaño de la desgracia que se vivió en Texas la semana pasada, cuando un joven de 21 años disparó sin piedad a niños, mujeres y hombres dentro de un Walmart dejando 22 muertos y ocho heridos.

Una de las historias más desgarradores de este acto de odio en contra de los mexicanos que viven en Estados Unidos fue la muerte de Jordan y Andrea Anchondo, padres del pequeño Paul, un bebé de sólo 2 meses de edad que logró sobrevivir a la masacre de El Paso gracias a que sus padres se interpusieron en el camino de las balas.

Según información publicada en el diario británico The Guardian, el pequeño Paul fue regresado al hospital donde fue atendido por las heridas que sufrió durante el tiroteo para que el presidente y su esposa posaran el miércoles en esta fotografía que ha encendido las redes sociales.

Algunos de los comentarios en Twitter lamentan la forma en que el presidente posa ante una tragedia de dicha magnitud. El estratega demócrata Greg Pinelo escribió al respecto en la red social: “ Esta es una foto de Trump sonriendo mientras Melania sostiene a un bebé huérfano por el tiroteo. Un babé que fue sacado de casa y obligado a servir como accesorio en una sesión de fotos para el monstruo cuyo odio mató a sus padres”.  Pinelo hacía referencia al discurso racista y xenófobo del presidente en contra de los inmigrantes latinos.

De los ocho sobrevivientes a la masacre de El Paso, cinco declinaron la visita de Trump y tres más siguen muy graves en el hospital.

Héctor Badillo

 

Leave a Reply