Autor:

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos emitió una medida cautelar urgente al Esstado mexicano para que localice al mixteco Nabor Antonio Santiago Santiago, desaparecido desde el 3 de mayo pasado en Matamoros, Tamaulipas.

El indígena –originario de Santa Cruz Nundaco, Tlaxiaco, Oaxaca– había sido deportado de Florida, Estados Unidos, a México y permanecía en la Casa del Migrante Juan Diego, AC. Inmigrante indocumentado, Nabor Santiago radicaba desde 2013 en Bushnell, con su esposa; sin embargo, en un altercado fue detenido y trasladado al Instituto Nacional de Migración de México.

Posterior a su desaparición, la madre de Nabor Santiago recibió llamadas telefónicas en las que se le exigía dinero para la liberación de su hijo hasta el 25 de junio. Durante las comunicaciones, la señora podía hablar unos segundos con el joven, quien le expresó que le tapaban el rostro y lo llevaban a otros lugares a trabajar.

El 13 de junio pasado, los padres de Nabor Santiago denunciaron el secuestro ante la Fiscalía General de Justicia de Oaxaca y se abrió la carpeta de investigación 20104/FDAI/UECS/2019. Las autoridades realizaron un informe de red técnica y mapa de ubicación digitales de posicionamiento celular, y concluyeron que este caso sería remitido por cuestiones de competencia a la Fiscalía General de Tamaulipas.

De acuerdo con un boletín de prensa del Centro de Derechos Humanos y Asesoría a Pueblos Indígenas, AC (Cedhapi), podría tratarse de un caso de trata de personas, pues en Tamaulipas muchos oaxaqueños migrantes han desaparecido.

El Cedhapi exhorta a que la Comisión Interinstitucional para Prevenir, Combatir y Sancionar los Delitos en Materia de Trata de Personas cumpla su labor, así como el gobierno mexicano acate la medida cautelar otorgada por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos de forma inmediata para encontrar a Nabor Antonio Santiago Santiago.

Viridiana García