Autor:

En México no había frontera Sur porque no se aplicaba la ley, aseguró el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, en relación al abundante flujo migratorio.

En la conferencia de esta mañana, informó que llevar un registro de los migrantes y pedirles el documento que les da permiso de estar en territorio mexicano no es violatorio de los derechos humanos y sí es legal. Eso está establecido en las leyes mexicanas, indicó.

El funcionario agregó que eso mismo se lo planteó al legislador Porfirio Muñoz Ledo: si quieren cambiar las leyes, que lo hagan, pero lo que se está haciendo es legal. “Aplicar la ley no significa subordinación a Estados Unidos”, señaló.

Nancy Flores