Autor:

El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo hoy que no permitirá chantajes de parte de los elementos de la Policía Federal y ordenó separar de la Guardia Nacional a quienes participaron en los bloqueos y protestas. No pierden su trabajo, pero ya no podrán regresar, pues no se tolerarán esas indisciplinas, advirtió.

Indicó que ya sabían que en 18 meses se desarticularía la corporación, pues está asentado en la ley. En respuesta, ordenó una investigación a fondo por corrupción dentro las filas policiacas, pues indicó hay compras a sobre precio en equipo que su valor real es de 600 millones y lo adquirieron en 2 mil 600 millones.

En conferencia de prensa en Palacio Nacional dijo que la investigación incluye saber quién está detrás del movimiento y se exhibirán sus nombres “sean quien sean”.

El Jefe del Ejecutivo señaló que hoy se busca un “orden democrático” y se pondrá “orden en el caos”. Expuso que no le preocupa que los policías ingresen a las filas del crimen organizado, porque esto “ya no es posible, no hay condiciones, son otros tiempos”.

Dijo que le preocupan más los homicidios, los secuestros y la seguridad de toda la población que las manifestaciones de los policías. “Están en su derecho y no se va reprimir a nadie”. El presidente reiteró que el movimiento no tiene ningún fundamento, no tiene una causa justa, no habrá despidos, se les respetará su salario y prestaciones.

Aseguró que el ingreso a la Guardia Nacional es voluntario y quienes no quieran podrán integrarse a una red de servicio en instalaciones estratégicas que ya operando. El primer mandatario comentó que los policías privados saldrán en forma gradual y serán relevados por Policías Federales.

Además, se comprometió a transparentar cuánto se pagaba por la seguridad privada y quienes son los dueños de estas empresas que crecieron exponencialmente en los últimos tres sexenios.

José Réyez

 

 

Leave a Reply