Autor:

El presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó esta mañana que ahora tiene más instrumentos para combatir al crimen común y organizado. Con la Guardia Nacional, aseguró, “bajaremos el índice de homicidios dolosos, robo a casa habitación y vehículos, así como los ilícitos de alto impacto”.

Durante su conferencia de prensa en Palacio Nacional se comprometió a “aplicarse” y conseguir resultados contundentes como cuando fue jefe de gobierno en la Ciudad de México, al tiempo que aceptó que la seguridad es un pendiente ya que esto es parte de una herencia de los antiguos gobiernos.

Cabe señalar que el primer semestre de 2019 ha sido el más violento en los últimos años, con 17 mil 65 homicidios dolosos y feminicidio, en comparación con el mismo período de 2018 con 16 mil 585 asesinatos.

“Es una asignatura pendiente que no hemos podido disminuir el número de delitos, sobre todo los homicidios, son los mismos que heredamos del antiguo régimen”, subrayó el mandatario.

Comentó que conoce el problema de los desplazados forzadamente por la violencia, que tan solo por inseguridad llegan a 25 mil y de comunidades amenazadas como la Judía, Libanesa, Gitana y otras que pagan derecho de piso, protección y son extorsionados.

Se comprometió a actuar con firmeza y no permitir que nadie continúe con prácticas vulgares de intimidación y afectación a la sociedad.

Aseguró que el general Luis Rodríguez Bucio, quien encabeza la Guardia Nacional, ya tiene una agenda de temas urgentes y en breve se va a conocer el resultado de su trabajo.

José Réyez