Autor:

El juez Noveno de Distrito en el Estado de Morelos, Amaro Correa Guillermo, otorgó la suspensión sobre la operación del Gasoducto Morelos a los pobladores del ejido de Amilcingo, informó el Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra y Agua Morelos, Puebla, Tlaxcala, a través de un comunicado.

La organización a la que pertenecía Samir Flores, opositor a este megaproyecto y asesinado el 20 de febrero pasado, informó que con esta resolución no sólo se protege a la comunidad de Amilcingo, sino a las 60 comunidades afectadas por el megaproyecto, pues al no poder pasar el gas natural por esta comunidad, “el gasoducto no puede operar en el resto de su trayecto para alimentar a la central termoeléctrica en Huexca”.

Además, el Frente hizo referencia a que se han promovido 10 amparos, por 11 comunidades indígenas que integran esta organización, en donde se reclama la violación al derecho de autodeterminación de los pueblos nahuas del volcán.

Menciona la Recomendación 003/2018 de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), donde se documenta la violación al derecho a la consulta y la falta de seguridad del Proyecto Integral Morelos (PIM) en torno al volcán Popocatépetl.

Al respecto, dice el comunicado que ninguno de los amparos de los pueblos indígenas ni la Recomendación de la CNDH “tuvieron la fuerza suficiente para parar las actividades de transporte de hidrocarburos que, según el Estado, es de interés social, aun cuando existan inminentes deficiencias de seguridad en su instalación. Sólo los derechos agrarios de un ejido, Amilcingo”.

Acusa que en 2014, los Comisariados Ejidales que no cayeron en los actos de corrupción de la Comisión Federal de Electricidad fueron perseguidos, criminalizados y encarcelados, como Enedina Rosas, en Atlixco, quien estuvo presa 11 meses. También sobre la persecución, durante 4 años, de los comisariados ejidales de San Lucas Tulcingo y San Juan Amecac.

“La suspensión de plano se otorga con motivo de la ocupación ilegal de tierras que realizó el Gasoducto Morelos en el ejido de Amilcingo, donde el tubo se instaló con la presencia de la fuerza pública estatal, federal y ejército, resultando baleados 5 compañeros el 13 de abril de 2014. Esta suspensión del Gasoducto Morelos se suma a la suspensión definitiva conseguida por Huexca para que no se pueda contaminar el Río Cuautla con las aguas de descarga de la termoeléctrica…”, informa el Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra y Agua Morelos, Puebla, Tlaxcala.

A 1 año de haber ganado las elecciones presidenciales, Andrés Manuel López Obrador mencionó a este proyecto, por el que se firmó en un acuerdo con la Unesco “para supervisar la calidad de agua en la termoeléctrica de Huesca, Morelos, y se llevó a cabo una consulta para ponerla en operación”.

La obra, puesta en marcha en administraciones anteriores, tiene una inversión de “alrededor de 20 mil millones de pesos, por eso se llevó a cabo la consulta. El resultado fue que se utilice esa obra y no se pierda la inversión”, mencionó el presidente.

Sin embargo, el titular del Ejecutivo se comprometió a esperar la resolución de “amparos y juicios legales, y no queremos atropellar a nadie. Como decía el presidente Juárez, nada por la fuerza, todo por la razón y el derecho”.

Érika Ramírez