Autor:

La lluvia de amparos que enfrenta el proyecto del Aeropuerto Internacional de Santa Lucía se debe a que se cancelaron negocios, “los biyuyos”, indicó el presidente Andrés Manuel López Obrador.

“Están muy molestos porque, imagínense, iban a cobrar 300 mil millones de pesos, eso estaban estimando. Como se decía cuando éramos niños y jugábamos canicas: nos iban a abrochar”.

Incluso, acusó, cerraron el aeropuerto de Toluca para saturar el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México: “fue una maniobra perversa”.

El mandatario criticó en su conferencia de prensa de esta mañana que quienes promueven esos amparos y esos negocios se esconden: “no dan la cara los de arriba y mandan a sus voceros, a sus representantes, entonces por eso está lluvia de amparos”.

Agregó que “no sólo era el negocio de la construcción y el daño ecológico, sino el negocio inmobiliario”. Como iban a cerrar el actual aeropuerto, lo iban a convertir en un Santa Fe, con centros comerciales, una de las pistas de una a convertir en la avenida principal que iba a llegar al aeropuerto de Texcoco, criticó.

Entre los promotores de los amparos se encuentran un colectivo llamado #NoMásDerroches y la organización Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad, propiedad del empresario Claudio X González.

Nancy Flores