Autor:

El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que mañana a las 5 de la tarde, en Tijuana, Baja California, fijará su posición en el conflicto comercial México-Estados Unidos. En conferencia de prensa se mostró optimista en lograr un acuerdo, pero señaló: “Si no hay autoridad moral seremos avasallados”.

Expresó que en México “queremos ayudar a Estados Unidos [en el tema migratorio], pero se hará con respeto a los derechos humanos, sin violencia y atendiendo los problemas de fondo”. Recordó que ya se iba por buen camino, incluso se habían comprometido recursos por 5 mil millones de dólares para Centroamérica y 4 mil 200 para México, para desarrollo integral. Esos presupuestos, según ha dicho, son para atender las causas que obligan a las personas a migrar.

Respecto de las calificadoras internacionales, señaló que no son profesionales y objetivas, ya que señaló que su metodología es caduca y no miden todas las variables, y recordó el silencio cómplice de las calificadoras cuando Pemex estaba en crisis y no se invertía.

“Hoy, a 5 meses se dan cuenta de que Pemex está mal y señalan que la corrupción será eterna. Yo les digo están muy equivocados en eso de que la corrupción será eterna. Pemex no tiene problema para reestructurar deuda”, subrayó

Dijo que en este momento se trabaja en 22 campos petroleros más, se invierte y en seis meses se estabilizó la producción y para finales de 2019 estaremos produciendo más, garantizó. Expresó que no planteará un cambio al esquema de rescate financiero a Pemex. Ahora “estamos bien, mejora la recaudación, crece el comercio exterior, el empleo, los salarios, se está atendiendo el problema lamentable de la pobreza como nunca, hay control en la inflación.

“Hay estabilidad en nuestra moneda, a pesar de lo sucedido en esta semana resistió nuestra moneda, seguimos con un peso fuerte, la depreciación de estos días no ha significado caer a los tiempos anteriores, es decir, en todo el periodo ha habido -aun con lo de esta semana- una apreciación del peso”, indicó. Pidió actuar con serenidad, relajarse, y no asumir el papel de Polcos (mexicanos traidores que apoyan intereses extranjeros).

José Réyez