Autor:

Un “sabotaje” en el ducto que va de Tuxpan a Azcapotzalco, de Petróleos Mexicanos (Pemex), provocó la escasez de gasolina en varios puntos del centro del país y la Ciudad de México. Esto, a raíz del plan contra el robo de combustibles, dijo en presidente Andrés Manuel López Obrador.

En su conferencia de prensa matutina comentó que en consecuencia, se reforzará la vigilancia en mil 600 kilómetros, por donde atraviesan 6 ductos de la empresa productora del Estado. Se contará con la presencia de 4 mil militares. Además, avisó que habrá bases de vigilancia conformada por militares y ciudadanos, para evitar el llamado huachicoleo.

“Queremos que desde abajo y con la gente se acabe con este mal, con este vicio, con esta corrupción; que se termine con el huachicoleo, que no haya huachicol, ni arriba ni abajo, que se acabe la corrupción, que no haya delincuencia dedicada al robo de bienes públicos, ni delincuencia de cuello blanco, ni delincuencia común y esto es lo que se viene haciendo”.

Llamó a los pobladores de las comunidades por donde pasan los ductos a estar al pendiente. “Hemos estado enfrentando este problema, entonces, vamos a reforzar la vigilancia, vamos a reforzar el cuidado y estoy llamado a la colaboración de todos los ciudadanos”, comentó.

El presidente argumentó que “es el estado democrático de Derecho el que está decidido a enfrentar esta corrupción del robo de hidrocarburos. Es el Estado, no es sólo Pemex, no sólo es la Policía Federal, la Policía Militar, la Policía Naval, es el Estado mexicano, para que se vaya entendiendo. Vamos a seguir desplegando todas las acciones que sean necesarias. No va a haber marcha atrás, ni un paso atrás, ni siquiera para tomar impulso”.

En Palacio Nacional estuvo acompañado por parte de su gabinete, entre los que se encontraba la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero; el procurador General de la República, Alejandro Gertz Manero; los secretarios de Defensa y Marina, Luis Crescencio Sandoval González y José Rafael Ojeda Durán; el secretario de Seguridad Pública y Protección Ciudadana¸ Alfonso Durazo; el director de Pemex, Octavio Romero y la secretaria del Trabajo, Luisa María Alcalde.

Delincuentes de cuello blanco

La titular de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, dijo que las investigaciones que ha llevado la Unidad de Inteligencia Financiera (dependiente de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público) indican la existencia de cuentas involucradas con el robo de combustible, mismas que han sido congeladas.

La funcionaria expuso que se ha puesto a disposición del Ministerio Público la carpeta de investigación para que se lleven a cabo todas las investigaciones relacionadas con los involucrados, “no solamente son los de abajo, sino los de cuello blanco que tenían toda una red de distribución”.

Sánchez Cordero comentó que trabajan en colaboración con la Policía Federal, Ejército y Marina, y que algunos de los involucrados en este tipo de “sabotaje” han sido detenidos y puestos a disposición del Ministerio Público.

Dijo que habrá reforzamiento en las carreteras con elementos de la policía, del Ejército y la Marina para detener “pipas piratas”, que transportan combustible robado.

En tanto, Alejandro Gertz Manero, anunció que ya está la iniciativa de reforma para darle calidad de delito grave a este tipo de delincuencia, “pero eso no nos impide trabajar; es decir, es delincuencia organizada y en razón de eso tenemos todas las facultades y las capacidades para poder integrar las carpetas y procesarlos”.

Sin detallar cifras, el procurador indicó que están trabajando “fundamentalmente sobre la flagrancia, es decir, las personas que están haciendo este daño al país, que están utilizando los bienes de la nación para beneficiar a unos cuantos, a ellos es a los que nos estamos dedicando con mayor esmero, porque esa es la manera que el Estado mexicano defiende sus intereses y su patrimonio”.

López Obrador enfatizó que no será “cómplice de robos”, y prometió a la ciudadanía dar a conocer los detalles de esta estrategia “Queremos darles a conocer toda la información de Pemex”.

Érika Ramírez

 

Leave a Reply