Autor:

Migrantes refugiados en el estadio Jesús Martínez Palillo plantearon quedarse en la Ciudad de México un promedio de 24 a 48 horas más; sin embargo, Nashieli Ramírez Hernández, presidenta de la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México aseguró que el gobierno capitalino puede seguir cubriendo sus necesidades por un periodo de 15 días.

En conferencia de prensa, expresó que la decisión de quedarse o no en la Ciudad de México no depende de las instituciones de gobierno, sino de los migrantes: “Ellos tienen un proceso de decisión asamblearia. Plantearon que se iban a dar entre 24 y 48 horas, para reflexionar para dónde partían. Hay personas que dicen que ya se quieren ir mañana. Ésas son decisiones que toman las personas migrantes”.

Agregó que “seguiremos siendo un ejemplo de ciudad hospitalaria y un ejemplo de ciudad de derechos para los migrantes”.

Bajo un esquema humanitario y ligado a los derechos humanos, Ramírez Hernández aseguró que el gobierno de la Ciudad de México, en un esfuerzo colectivo con más de 50 organizaciones de la sociedad civil, se encuentra preparado para afrontar el reto.

“Mientras estén juntos nosotros protegemos y disminuimos los riesgos [que pueden correr]”. La defensora descartó que algún tipo de seguridad armada ante posibles riñas o incidentes al interior del campamento.

De igual manera, pidió paciencia, ya que hasta el momento se encuentran recabando toda la información de la población migrante, para generar las estadísticas sobre el total de migrantes, la situación en la que llegan a México y la forma de contactarlos con sus familiares.

Ramírez se limitó a precisar que el 86 por ciento de los migrantes refugiados es de origen hondureño.

Fabián Vega

 

Leave a Reply