Autor:

Estudiantes de la Facultad de Contaduría y Administración (FCA) denunciaron que han sido amenazados con recibir represalias, por órdenes de la dirección,  en caso de participar en las movilizaciones estudiantiles, de acuerdo con un documento publicado en la página de Facebook “Fuera porros de la UNAM”.

Las amenazas y  ataques que han recibido los estudiantes, en caso de unirse a la organización estudiantil, son: persecución de una estudiante, desde la FCA hasta su casa, en donde recibió una amenaza de muerte; negación de la liberación del servicio social, e impedir continuar o iniciar el proceso de titulación.

Mientras, señalan que a los profesores se les exige presionar a los alumnos, en las aulas de clases, para que firmen hojas en contra de paros, asambleas y el movimiento estudiantil. Asimismo, se les amenaza con darlos de baja de la matrícula académica.

También en el documento señalan que durante la asamblea realizada el 11 de septiembre, en la Plaza del Estudiante, llegaron personal de servicio social, integrantes del equipo de fútbol americano, comisionados y administrativos de la FCA a fragmentar la asamblea y a autoproclamarse como voceros. Aseguran que éstos fueron enviados desde la dirección.

El director, Tomás Humberto Rubio Pérez, a través de un comunicado, se deslinda de las imputaciones realizadas a los funcionarios de la Facultad. Contralínea solicitó una entrevista con el funcionario para conocer su versión de los hechos, pero fue negada debido a que “se encuentra ocupado” con otros asuntos de la Facultad.

En el documento de los estudiantes también señalan que no es la primera vez que la dirección realiza ciertas estrategias para quebrantar las organizaciones estudiantiles. El 19 de septiembre del año pasado, funcionarios de la FCA e integrantes del equipo de fútbol americano, de forma violenta, querían disolver la organización que buscaba ayudar en los hechos del sismo.

La FCA sólo ha participado con un paro de 48 horas en la movilización estudiantil de la UNAM, tras las agresiones que recibieron los estudiantes el pasado 3 de septiembre.  Y la movilización, que conmemora hoy los 50 años de la Marcha del Silencio de 1968, carece del contingente de la FCA.

Berenice Santos

 

Leave a Reply