Autor:

Andrés Manuel López Obrador, de la colación Juntos Haremos Historia, mantiene un amplio margen de ventaja sobre los abanderados del Partido Revolucionario Institucional (PRI) y el Partido Acción Nacional (PAN), con un 44 por ciento de preferencia entre los ciudadanos, de acuerdo con la más reciente encuesta del Grupo de Economistas e Investigaciones Sociales Aplicadas (GEA-ISA).

De cara al primero de julio, día en el que se celebrarán las elecciones en México, las preferencias electorales sobre el candidato de la coalición Todos por México, José Antonio Meade Kuribreña, aumentaron, colocándolo cerca de Ricardo Anaya, de la coalición Por México al Frente, aunque muy lejos del puntero.

Ambos candidatos presentan una preferencia efectiva de 26 y 28 por ciento, respectivamente; de acuerdo con el estudio México: Política, Sociedad y Cambio: Escenarios Políticos de GEA-ISA.

Sin embargo, Ricardo de la Peña, director ejecutivo de ISA, asegura que lo anterior no refleja una ventaja segura para Meade: “Existe una incertidumbre estadística; puede ser producto de actividades del PRI, que consolida un respaldo de un electorado acostumbrado a una acción política más del corte tradicional, menos apegada a la lógica o reglas del juego de medios retóricos”, comenta en entrevista con Contralínea el Premio de Economía Política “Juan F Noyola” (1981).

En este sentido, y de acuerdo con el estudio, la distancia entre Meade y Anaya se reduce a partir de la encuesta elaborada por ambos grupos entre el 15 y el 17 de junio.

Fabián Vega