Autor:

Dos días antes de conmemorarse el Día Mundial de los Refugiados, la estadunidense Patrulla Fronteriza difundió un video el pasado 18 de junio en el que se revela la dramática situación que padecen los migrantes centroamericanos –incluidos mexicanos– en bodegas ubicadas en McAllen, Texas.

En jaulas, niños, adolescentes y adultos sufren un inhumano e ilegal encarcelamiento. Las familias son separadas por la política que promueve el gobierno de Donald Trump, de cero tolerancia a los migrantes y refugiados.

En el mundo, 65.6 millones de personas se han visto obligadas a huir de sus hogares, sea por la violencia o por la pobreza. De acuerdo con la Organización de las Naciones Unidas, de los casi 22.5 millones de personas consideradas como refugiadas, más de la mitad son menores de 18 años.

Cada 20 de junio se conmemora el Día Mundial del Refugiado para celebrar su fuerza, valor y perseverancia.

Para la ONU, los refugiados son personas que huyen del conflicto y la persecución. Su condición y su protección están definidas por el derecho internacional, y no deben ser expulsadas o devueltas a situaciones en las que sus vidas y sus libertades corran riesgo.

[CONTRALUZ][SEMANA]