Autor:

De enero de 2013 al 15 de mayo de 2018 se registraron 11 mil 673 delitos electorales, revela la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales (Fepade) en la respuesta a la solicitud de información ciudadana con folio 0001700154418.

De acuerdo con los datos oficiales, es el Estado de México la entidad donde se registraron más delitos, al concentrar 2 mil 830 de los más de 11 mil. Al respecto sobresale que en 2017, cuando se eligió gobernador, se registraron 627 delitos.

Al Estado de México le siguieron la Ciudad de México con 1 mil 472; Quintana Roo, con 1 mil 238; y Veracruz, con 1 mil 183. De éstos destaca el caso de Quintana Roo, pues la incidencia de los delitos electorales por cada 100 mil habitantes fue de 82.45.

La información de la Fepade descubre que en época de elecciones –sean municipales, estatales o presidenciales– los delitos electorales tienden a subir cinco veces más que cuando no hay cambio de gobierno.

En un comparativo de delitos electorales, elaborado por la Fepade –dependiente de la Procuraduría General de la República– se demuestra que los registros se incrementan en años electorales.

Tal es el caso de Puebla, donde los delitos electorales se incrementaron más del 487 por ciento de 2015 a 2016 (año en el que se realizaron elecciones para gobernador), al pasar de 99 a 483.

De la misma manera ocurrió en Oaxaca, que tuvo un aumento de 260 por ciento, pasando de 43 en 2015 a 112, en 2016, cuando también tuvo elecciones para renovar la gubernatura.

Diana Aguila