Autor:

Para Carlos Moncada Ochoa

I. El periodista Carlos Moncada Ochoa (ensayista, narrador, abogado-politólogo, en suma: escritor y lector), me refrescó la memoria sobre lo poco que estoy enterado de la obra de Edgar Morin, porque este francés-universal nacido en 1921 no ha tenido límites para abordar el más amplio haz de temas de la cultura mundial. Y lo sigue haciendo con su erudición, su amor a todo lo humano como sociólogo-antropólogo, en cuyas perspectivas investiga y reflexiona para ofrecer, desde 1940, interpretaciones filosóficas, históricas, políticas y geopolíticas de las sociedades europeas, latinoamericanas-estadunidenses, inglesas, rusas, viajando por casi todos los países (en la capital del nuestro, Guadalajara, Hermosillo, etcétera), para convivir y compartir su sabiduría y amistad sobre todo entre los edgarmorinianos; como lo cuenta Emmanuel Lemieux en la completísima biografía de este polémico inconformista. Yo ya había sido enterado sobre la vida y obra de Morin, por el ensayo al alimón de Marta López Gil y María Josefina Regnasco, en el Diccionario de Pensadores Contemporáneos, dirigido por Patricio Lóizaga (Emecé, segunda edición). Con registros agregados a 1995.

II. Siempre en la resistencia –desde cuando el nazismo–, ha mantenido su inconformismo para cuestionar políticamente todo; y en el entendido de que nada hay acabado para siempre y es necesario reconstruirlo en beneficio de la humanidad… “de lo humano, demasiado humano”, está su texto: Los siete saberes necesarios para la educación. Morin aborda todos los temas y nos da su punto de vista y su Autocrítica para proponer que los problemas están abiertos al debate en busca de nuevas respuestas. Que otra vez son preguntas. En Sociología, traducida por Jaime Tortella (Tecnos) se podría decir que Morin renueva, una y otra vez, los análisis a los que ha dedicado su vida y que nos hace pensar y repensar; pues no es fácil penetrar su pensamiento. Lo que más practica este pensador erudito es la sociología ensayista “que concibe a la sociedad como un terreno en el que hay actores y en el que la propia intervención sociológica ayuda a la toma de conciencia de los actores sociales”; y relaciona “el objeto estudiado en conjunto de los problemas globales”.

III. Esta biografía de Emmanuel Lemieux cuenta la efímera vida de la peculiar universidad: Multiversidad, en el desierto sonorense, impulsada por Rubén Reynaga “para formar los cuadros del mañana en el pensamiento complejo y la ecología”; que apenas dura dos años por la crisis-crack de 2008. Era un homenaje al sociólogo: “Edgar Morin fue recibido en el aeropuerto de Hermosillo”. Una estatua es lo único que permanece de un Morín que vivió los amores, el amor, con las mujeres a las que amó. Leer esta biografía es como mirar el documental de Reynaga: Edgar Morín, un espirit lumineux. Son casi 500 páginas que han de estudiarse para acercarse a la vida y obra del pensador del debate, la argumentación, la confrontación y no guardar silencio ante los problemas del mundo. Conversador nato, Morin ha sembrado la capacidad para disentir y asentir; para hablar de la muerte. Propone el método para ir al encuentro de la nueva Edad Media que vivimos, y escribe: Para salir del Siglo XX. En 38 capítulos, 29 fotografías y bibliografía, Morin desborda vitalidad, pensamientos, cuestionamientos… para enriquecer la vida que solamente se vive inconformistamente. Puede decirse que su texto Sociología, contiene todo el programa que más lo ocupa: “sociología refundada que redescubre en él (el mundo social), la riqueza, la belleza, la poesía, el misterio, la crueldad y el horror: la vida y la humanidad”.

Ficha bibliográfica:

Autor:   Edgar Morin

Título:         Sociología

Editorial:              Tecnos

Autor:   Emmanuel Lemieux

Título:   Edgar Morin: Vida y obra del pensador inconformista

Editorial:              Kairós-Vitae, 2011

Álvaro Cepeda Neri

[BLOQUE: OPINIÓN][SECCIÓN: EX LIBRIS]

 

 

Contralínea 575 / del 29 de Enero al 03 de Febrero 2018