Autor:

En el año electoral de 2018, el gobierno federal apuesta por incrementar más de 23 mil millones de pesos el presupuesto destinado a programas asistencialistas, en especial al Prospera, al Seguro Popular y a la Pensión para Adultos Mayores.

En los Pre-Criterios de política económica 2018, enviados por la Secretaría de Hacienda y Crédito Público al Congreso de la Unión, se establece la intención de aumentar recursos públicos a los llamados programas prioritarios.

Según el Centro de Estudios de las Finanzas Públicas, dependiente de la Cámara de Diputados, el presupuesto total a estos programas que solicita la administración federal asciende a 816 mil 531.5 millones de pesos.

De acuerdo con su análisis, “en  los  recursos  deseables  para  2018,  seis  programas  son  los  que  observarían  los mayores  incrementos,  por  un  total  de 10 mil 682.4 millones de pesos, que  absorberían  45.1 por ciento  del incremento total, por 23 mil 692.9 millones de pesos”.

Entre estos destaca el Programa de Inclusión Social Prospera, que –de aprobarse la propuesta– recibiría 2 mil 454.5 millones de pesos adicionales. Le sigue el programa Subsidios para Organismos Descentralizados Estatales, con aumentos por 2 mil 395 millones.

En tercer lugar se ubica el Seguro Popular, con un incremento de 2 mil 61.1 millones; seguido por los Servicios de Educación Superior y Posgrado, con 1 mil 407.3 millones; los Servicios de Educación Media Superior, por 1 mil 191.4 millones; y la Pensión para Adultos Mayores, por 1 mil 173.1 millones de pesos.

Nancy Flores