Revista Contralínea, periodismo de investigación
en Contralínea Web
Ir al correo de Contralínea Contralínea
Secciones
     Portada
     Política
     Capitales
     Humor
     Línea Global
     A 8 columnas
     Cultura
     Sociedad
 
 
Suscribir
Dar de baja

 

Deseamos brindarle la máxima calidad de información y servicio; si encuentra un error en esta página tómese un minuto y avisenos.
Gracias

Nombre:
E-mail

¿Cuál es el error?:


 
| <<Volver | Contralinea.com.mx |
 
Los embates que vienen
Zósimo Camacho

Las reformas constitucionales que impulsan los gobiernos neoliberales se enfilan contra el contenido social de la Carta Magna y resguardan el presidencialismo autoritario enquistado en las estructuras del sistema político mexicano
Cámara de Diputados
 

A casi 87 años de su promulgación, la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos sigue vigente, a decir de las principales fuerzas políticas representadas en el Congreso de la Unión aunque, señalan, es necesario “adecuarla a los nuevos tiempos”.

Emanada de la Convención de Aguascalientes de 1916, donde las distintas corrientes revolucionarias lograron llegar a consensos, la Ley fundamental del Estado mexicano ha sido objeto de 409 reformas.
Considerada la Constitución que inauguró los estados socialdemócratas del siglo XX y la más avanzada en la época de su creación, constituye un obstáculo para el proyecto neoliberal implantado en México desde 1982.

Con la llegada de Miguel de la Madrid a la presidencia de la República llegó la idea de que la Constitución mexicana era anticuada. Pero el tiempo no determina si una constitución es vieja o no, sino el análisis de su estructura o forma jurídica y de su ideología o contenido, señala Miguel Covián Andrade.


“Los golpes han ido a la parte social de la Constitución y a la intervención del Estado en la economía. Tratan de destruir el Estado social de derecho para regresar a una Constitución liberal burguesa, como la de 1857”, agrega el doctor en Derecho Constitucional y en Ciencia Política de la UNAM, quien evalúa que la Constitución de 1917 “tiene una magnífica ideología o contenido; pero está muy mal estructurada. En la estructura es donde se deben hacer los cambios.”

Las fallas
Covián Andrade explica que las “fallas” de la Constitución “son estructurales: el régimen presidencial, la debilidad del Congreso frente al presidente, la falta de democracia semidirecta a nivel federal y la falta de un buen control de la constitucionalidad; pero el contenido social es magnífico.”

Por su parte, Miguel Ángel Yunes, presidente de la Comisión de Puntos Constitucionales de la Cámara de Diputados, considera que la Constitución “debe revisarse en algunos aspectos” pues “muchos puntos se han cumplido”. Ejemplifica que con el reparto agrario, cuando ya no había tierra que repartir, se reformó la Constitución.

Para el diputado panista Rubén Maximiliano Alexander, secretario de esa Comisión, el texto constitucional “debe reformarse en materia energética y hacendaria, en lo económico. En lo político, debe reformarse para permitir la reelección de diputados y presidentes municipales. Y en lo social, revisar los artículos 27, 123 y 130.”

Covián Andrade señala que “las reformas que los diputados proponen, consisten en suprimir el Estado social de derecho y mantener las estructuras actuales. Tendríamos un mismo sistema presidencial poco democrático pero con un contenido distinto, con una ideología distinta: la neoliberal.”

El autor de La teoría del rombo. Ingeniería Constitucional del sistema político democrático, dice que las reformas a la Carta Magna deberían ser tendientes a fortalecer la democracia en México.

“Sí hay que reformar la Constitución, con la precisión de mantener los derechos sociales, el nacionalismo y la intervención del Estado en las áreas económicas estratégicas. Se debe limitar el poder del presidente, fortalecer al Congreso, mejorar el sistema de control de la constitucionalidad y establecer la democracia semidirecta.

“Además, es necesario cambiar el régimen electoral para que el presidente sea electo por mayoría absoluta de votos. Para eso tendríamos que implantar la figura de la segunda vuelta en las elecciones si el ganador no consigue más de 50 por ciento de la votación”, agrega Covián Andrade.

También considera necesario “equilibrar la mayoría relativa y la representación proporcional en el Congreso, así como mejorar el sistema de responsabilidad de los servidores públicos.”

Para Emilio Zebadúa, diputado perredista, “es necesario incluir dentro de las reformas pendientes al marco constitucional los derechos y cultura indígenas, pues la reforma que se hizo recientemente no corresponde a lo que viven las comunidades.”

Considera que también debe reformarse el artículo 33, “pues cancela la posibilidad de que un ciudadano extranjero sea sujeto de un debido proceso antes de ser expulsado del país.”

Zebadúa coincide con el académico Covián Andrade en la reforma al artículo cuarto: “el esquema constitucional relativo a las responsabilidades de los servidores públicos debe obligar a una mayor transparencia en la rendición de cuentas.”

Nueva Constitución
Los cambios a la Constitución tendientes a fortalecer la democracia en el país sin modificar el contenido social y las garantías individuales, apenas implicarían reformar de 6 a 10 artículos, según Covián Andrade.

“Pero tendríamos una nueva Constitución porque se modificarían las atribuciones y responsabilidades de los poderes y las relaciones entre ellos. El problema no es cuantitativo, sino cualitativo y esencial. No necesitamos cambiar 70 artículos para que se considere una nueva Constitución o 25 para que se considere que es una reforma a la Constitución”, explica.

Respecto de las reformas realizadas a los artículos esenciales de la Constitución desde 1917 a la fecha, Covián Andrade no duda en calificarlas de ilegítimas y anticonstitucionales.

“Los cambios en las decisiones políticas fundamentales de la nación, o sea en los artículos esenciales de la Constitución, se hicieron desde el poder. Además de no tener legitimidad por no haber consultado al pueblo, esos cambios sólo se pudieron hacer gracias al régimen presidencialista.

“La concentración del poder en el presidente de la República y sus facultades tan amplias, le han permitido presentar iniciativas de revisión constitucional y manejar políticamente al Congreso para que las apruebe”, dice el doctor en Derecho Constitucional.

De esta manera, de proyecto de nación, “de ser una definición esencial del Estado mexicano como acto de soberanía en 1917, se ha convertido en un instrumento para llevar a cabo proyectos personales del presidente o proyectos ideológicos del grupo al que pertenece.”

El constitucionalista rechaza que las enmiendas a la Carta Magna estén garantizadas por el artículo 135 relativo a las modificaciones del texto constitucional: “Es una idea muy trillada, pero errónea, creer que de ese artículo emana un poder constituyente permanente y que por tal motivo no hay límites para modificar la Constitución.

“El Congreso de la Unión y las legislaturas locales derivan de la Constitución; por lo tanto no pueden sobrepasar límites de su competencia como la modificación esencial del Estado”.

La Constitución en números
Artículos de la Constitución: 136
Reformas a la Constitución desde 1917: 409
Reformas de 1982 a la fecha: 196 (casi el 48 por ciento del total)
Presidentes que más reformas impulsaron: Ernesto Zedillo (76); Miguel de la Madrid (60) y Carlos Salinas (51)
Reformas realizadas por Vicente Fox: 9
Artículos que más han sufrido reformas: El 73 (relativo a las facultades del Congreso), con 46 reformas; el 123 (trabajo y previsión social), con 21 reformas; el 27, (propiedad de la tierra y recursos naturales), con 16 reformas; el Artículo 107 (procedimientos y formas del orden jurídico), con 13, y el 115 (régimen político de los Estados y del DF, con 11.
Fuente: Cámara de Diputados

| <<Volver | Contralinea.com.mx |

Subir
Subir

Derechos resevados. Home Page Revista CONTRALÍNEA. Av. Juárez No. 88 México D.F.1er y 3er pisos. Col. Centro. Delegación Cuauhtémoc C.P. 06600 Tels: 9149-9800 y 9149-9830
 
 
 
 
Portada Actual

Ver portada completa

 

¿Tienes algún comentario sobre este texto o la página?
Nombre *
E-mail
* Obligatorio
Consulta los números anteriores de Contralínea


Sitios de interés:
BBC (español)
CNN (español)
El País (español)
Le Monde (francés)
ABC News
Washington Post
New York Times
Associated Press
Financial Times
Wall Street Journal