Autor:

Entre enero de 2013 y diciembre de 2016, el actual gobierno habrá ejercido más de 590 mil millones de pesos en seguridad pública. El gasto en este rubro es discrecional, señala el investigador Jorge Retana

gasto-seguridad-600

Al cierre de 2016, el gobierno de Enrique Peña Nieto habrá ejercido 598 mil 810.5 millones de pesos en el rubro de seguridad pública, se desprende de los estudios anuales publicados por la Dirección de Servicios de Investigación y Análisis de la Cámara de Diputados.

De acuerdo con las investigaciones –elaboradas por el maestro en economía Reyes Tépach–, en 2013 la Cámara aprobó un gasto de 135 mil 514.31 millones de pesos para la función de seguridad pública; en 2014, de 149 mil 846.38 millones; en 2015, de 153 mil 419.65 millones; y en 2016, de 160 mil 30.16 millones.

El maestro en ingeniería financiera e investigador de la Universidad Nacional Autónoma de México, Jorge Retana Yarto, opina que esos multimillonarios recursos se utilizan en forma discrecional. Por eso, indica, se tiene el problema de que en varios estados de la República han subejercido los recursos para la seguridad pública.

Para el experto en inteligencia para la seguridad nacional y autor del libro El imperio de las mafias transnacionales, el gasto por casi 600 mil millones de pesos en seguridad pública “ha sido justificado desde el punto de vista de que se utiliza para combatir a las organizaciones criminales, pero es políticamente amañado y jurídicamente inconstitucional, porque la Constitución establece claramente que las funciones de la seguridad pública son exclusivas de la policía. Prohíbe expresamente que el Ejército participe en funciones de policía, es decir relacionadas con la seguridad pública”.

De acuerdo con la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), en estas labores se han involucrado unos 35 mil militares en lo que va de la presente administración federal. Y es que la institución refiere que en el combate al narcotráfico participaron 34 mil 529 militares en 2013; 35 mil 615 en 2014,  y 34 mil 996 en 2015.

gasto-seguridad-502-02Por ello, los presupuestos para la función de seguridad pública le han destinado 13 mil 233.66 millones de pesos a la Sedena (3 mil 445.74 millones, en 2013; 3 mil 528.42 millones, en 2014; 3 mil 426.79 millones, en 2015; 2 mil 832.71 millones, en 2016).

Para Retana Yarto, otra institución que ejerce en forma discrecional el presupuesto de seguridad pública es la Secretaría de Gobernación. Ésta “dispone para este año de más de 60 mil millones de pesos para estas tareas. Tan sólo para el caso de operativos para prevenir y desincentivar el delito, Gobernación tiene más de 210 millones de pesos”.

Al respecto, los análisis de la Cámara de Diputados revelan que en los 4 años del actual gobierno la Secretaría que encabeza Miguel Ángel Osorio Chong ha recibido 202 mil 909.69 millones de pesos para labores de seguridad pública (14 mil 623.26 millones en 2013; 63 mil 129.18 millones en 2014; 64 mil 771.34 millones en 2015, y 60 mil 385.91 millones en 2016).

El maestro Retana observa que “si todos esos recursos se utilizaran en un contexto de seguridad nacional y de declaración de afectación a la seguridad interior se tendrían que etiquetar de manera exclusiva, y que manejar conforme a los preceptos que estableciera el Senado de la República”.

Aunado a ello se tendrían que respetar los criterios de la declaración del estado de afectación a la seguridad interior que tendría que hacer el propio presidente de México. Ésta, detalla el investigador, tendría que establecer qué va a hacer, cómo y por cuánto tiempo va a utilizar a la fuerza federal.

En este punto, indica el investigador, “hay que observar todo el poder que perdería el presidente con un cambio que parece conceptual, pero que es de fondo en la concepción del problema y en el manejo institucional y de inter-poderes de una situación como la que estamos viviendo en México”.

Nancy Flores, @nancy_contra

[SEGURIDAD]

Contralínea 502 / del 22 al 27 de Agosto 2016

contralinea-502-m

TEXTOS RELACIONADOS:

 

 

 

A continuación te ofrecemos la lista de reportajes que conforman la serie

Agenda Nacional de Riesgos
 

Serie de reportajes que basados en el documento confidencial bajo custodia del Cisen, muestran un escenario de desastre para México: riesgos emergentes e incapacidad gubernamental de enfrentarlos

El Congreso y los partidos no juegan su papel de contrapesos a las instituciones de seguridad nacional, lo que deriva en ataques a los derechos humanos. Incluso los partidos políticos, lejos de representar a los sectores de la sociedad, se han convertido en una amenaza.

En México se organiza una nueva guerrilla. Los organismos de seguridad nacional buscan la manera de impedir que reciba el apoyo de comunidades urbanas y campesinas. La nueva formación se suma a las que ya luchan con las armas por la caída del régimen: EZLN, EPR, TDR y ERPI

El anarquismo, aun en sus versiones más pacifistas, es intolerable para el Estado.

En México hay en curso una insurrección anarquista, con 50 grupos y células en guerra contra el capitalismo y el Estado.

Los flujos migratorios descontrolados son la quinta amenaza a la seguridad nacional, revela la Agenda Nacional de Riesgos 2015. Porosidad en la frontera Sur, por “altos niveles de corrupción” e “infiltración del crimen organizado”, admiten órganos de inteligencia.

La corrupción gubernamental imposibilita la atención eficaz de las emergencias por desastres naturales, provocados por huracanes, sequías, sismos, incendios forestales y la actividad volcánica, revela la Agenda Nacional de Riesgos

La contaminación del aire, la tala inmoderada y la sobreexplotación de los recursos naturales vulnera la seguridad nacional, se reconoce en la Agenda Nacional de Riesgos. Por contaminación, 15 mil muertos al año y 28 millones vulnerables. Además, México ha perdido el 63 por ciento sus selvas. Incapacidad de las autoridades profundiza la catástrofe

Diabetes, hipertensión y obesidad colapsan el sistema sanitario. El país no cuenta con la estructura clínica y económica para enfrentar las enfermedades que padece su población. Además, hay “incapacidad frente a pandemias y epidemias”, se reconoce en la Agenda Nacional de Riesgos

La Agenda Nacional de Riesgos señala al tráfico ilícito de mercancías por mares y fronteras como la octava amenaza a la seguridad nacional.

La Agenda Nacional de Riesgos advierte de la “debilidad” del país ante incidentes cibernéticos. Potencialmente vulnerables: infraestructuras críticas e información sensible del gobierno y la sociedad

A partir del segundo año del sexenio, la corrupción y la impunidad fueron incluidas en la Agenda Nacional de Riesgos. Aunque sistémicas y pilar del propio régimen, su desbordamiento es una amenaza para el Estado: Agenda Nacional de Riesgos

México es escenario de un posible “atentado terrorista”, o de preparación de alguno con armas de destrucción masiva, señala la Agenda Nacional de Riesgos. Con tal “amenaza”, el Cisen justifica el seguimiento a la población musulmana, vasca y militante de izquierda que ingresa o vive en el país.

Maestros, defensores de derechos humanos y del medio ambiente, sindicatos, campesinos, opositores a megaproyectos, normalistas… “atentan” contra la seguridad nacional, según la Agenda Nacional de Riesgos. Por ello, son víctimas de represión, acoso, espionaje, encarcelamiento y muerte.

Entre enero de 2013 y diciembre de 2016, el actual gobierno habrá ejercido más de 590 mil millones de pesos en seguridad pública. El gasto en este rubro es discrecional, señala el investigador Jorge Retana

En este sexenio, los cárteles han lavado unos 2 billones de pesos; en el sistema financiero, Hacienda ha descubierto más de 155 mil millones sucios y PGR ha asegurado sólo 1.3 mil millones.

En el país operan 45 grupos del narcotráfico que se disputan mercados locales y rutas de trasiego internacional, nueve de los cuales son grandes cárteles.

A casi 10 años de iniciada la “guerra” contra las drogas, la violencia del crimen organizado es la principal amenaza a la seguridad nacional de México. Para los órganos de inteligencia, el desvío de recursos de programas sociales propicia el narcotráfico

La política de seguridad nacional –según se desprende de las Agendas Nacionales de Riesgos a las que Contralínea tuvo acceso– es represiva e ineficiente. Especialistas coinciden en que los gobernantes sólo buscan de qué manera mantenerse en el poder y proteger intereses particulares. La población, a la deriva.

El diagnóstico de país que ofrece la Agenda Nacional de Riesgos –“documento confidencial” bajo custodia del Cisen– revela un escenario de desastre: riesgos emergentes e incapacidad gubernamental de enfrentarlos. Lo peor, que los principales “riesgos” son los mexicanos que se organizan y protestan

 

Comments

comments