Autor:

Berlín, Alemania. El 16 de septiembre de 2017 el Partido Comunista Alemán (Deutsche Kommunistische Partei, DKP por su sigla en alemán) llevó a cabo la clausura de su campaña electoral previa a las elecciones generales por celebrarse hoy, 24 de septiembre. A diferencia de los demás partidos del gran espectro de la clase política alemana actual, el DKP se destaca por tener una clara opinión no solamente en cuanto a la solidaridad para con la Revolución Bolivariana en Venezuela, sino que defiende y apoya abiertamente el proceso de la nueva Asamblea Constituyente que está en proceso en la nación suramericana.

bandera, dkp, che, gente

El miembro del DKP y candidato en la lista electoral comunista Klaus Meinel fue claro: “Sólo hace falta comparar lo que está sucediendo en Venezuela con Chile en 1973. Tantos sucesos idénticos, tantos argumentos idénticos. No sería una coincidencia pues ahí se vuelve visible el sistema y cómo se lleva a cabo un cambio de régimen.”

Por su lado Stefan Natke, líder de la lista electoral comunista y miembro del partido, también reforzó la postura del partido. El DKP “se solidariza con la Revolución Bolivariana y con el Partido Comunista de Venezuela [PCV], además de apoyar indudablemente el proceso de la Asamblea Constituyente”.

En la prensa alemana en general la cobertura de la nación caribeña no ha sido exenta de un grado de diabolización y de maniqueísmo, además de dominar una postura netamente en contra del gobierno de Nicolás Maduro. En ese sentido, la prensa oficial del partido comunista ha marcado la diferencia, al “reportar de forma exhaustiva […] en el periódico Unsere Zeit (Nuestro Tiempo) y en nuestra revista semanal sobre los sucesos en Venezuela”, agregó Natke.

Hay además importantes vínculos del partido comunista alemán con el PCV, en particular en la persona de Carolus Wimmer, el secretario de Relaciones Internacionales, quien estuvo de paso por Alemania en sendas giras internacionales en el año en curso.

La reciente subida de tensiones en Venezuela antes de la votación de la Asamblea Constituyente y la violencia en las calles había puesto el foco de atención internacional sobre este tópico. Si bien una buena parte de la comunidad internacional desconoció la validez de este acto, y habló de un giro hacia la dictadura, muchos sectores de izquierda, incluso en Europa, expresaron su apoyo y solidaridad para con la Revolución Bolivariana en Venezuela.

El gobierno de coalición Unión Demócrata Cristiana (CDU)-Unión Social Cristiana (SPD), que ha sido liderado por Angela Merkel en los últimos 4 años, se ha visto muy crítico con Venezuela y partidario de la oposición. Con la reciente retención del pasaporte de Lilian Tintori al intentar salir del país, se frustró una importante gira internacional de la opositora. En esta gira había planificado una importante etapa en Berlín, donde la venezolana se iba a encontrar con la canciller Angela Merkel, el presidente galo Emmanuel Macron y el primer ministro de Italia Paolo Gentiloni.

Razón para impedir su viaje fue el hallazgo de una importante cantidad de efectivo en su posesión previo al viaje en un retén en Caracas, y  que por ende condujo a la retención de su pasaporte y la imposibilidad de salir del país.

Mientras tanto, en Alemania hoy se celebran elecciones generales, donde se van a renovar las fuerzas políticas nacionales y regionales. Aquí el DKP pretende entrar en Cámara Alta del Parlamento, algo que no ha logrado en la legislatura pasada por no poder superar la barrera de un mínimo de 5 por ciento de votos necesarios, quedando por debajo incluso del 1 por ciento de los votos en elecciones pasadas.

Axel Plasa

[BLOQUE: OPINIÓN][SECCIÓN: ARTÍCULO]

 

Contralínea 558 / del 25 al 30 de Septiembre de 2017

Contralínea 558

Comments

comments