Autor:

La geografía de Oaxaca se mapea a través de drones aéreos y marinos. El proyecto cartográfico lo encabeza el Laboratorio de Sistemas de Información Geográfica y Percepción Remota, de la Universidad del Mar.

Según el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), el Laboratorio alimenta sus bases de datos a través de esos drones. Esta información les sirve a los investigadores para conocer las especies y obtener cartografía de fondos marinos.

La exploración geográfica con drones revela datos como temperatura y ubicación, además de grabar videos y tomar fotografías de espacios marinos, ríos, bosques y montañas.

De acuerdo con el Conacyt, “para explorar los arrecifes y determinar el grado de sedimentación en esas zonas”, el Laboratorio emplea un dron marino. También llamado glider, éste se usa además para explorar la biodiversidad de los corales en costas oaxaqueñas y levantar mapas con información vigente.

El Laboratorio también contribuye en el cuidado de los bosques y montañas de la entidad, al coordinarse con la Comisión Nacional Forestal para monitorear incendios forestales. Ello, porque sus drones portan cámaras con visor infrarrojo capaces de detectar puntos susceptibles a incendios.

Según el Conacyt, esos “drones han examinado 66 hectáreas de superficie para evaluar zonas dañadas o susceptibles” a este tipo de siniestros forestales.

Nancy Flores