Autor:

Organizaciones de la sociedad civil, defensores de derechos humanos, activistas e integrantes de la academia solicitan al presidente de Francia, Emmanuel Macron, que discuta con el presidente Enrique Peña Nieto la situación de emergencia humanitaria que padece México.

A través de una carta abierta, indican que el respeto a los derechos humanos y el combate a la impunidad deben ser parte de la agenda de la reunión entre ambos mandatarios.

Para los firmantes, es necesario “que sea abordada la alarmante situación por la que atraviesa México en materia de derechos humanos e impunidad, en la próxima reunión con el presidente Enrique Peña Nieto en el marco de su visita a Francia el próximo 6 de julio”.

En la carta, indican que “durante los últimos 10 años, México ha experimentado un aumento acelerado en los índices de violencia e impunidad. El despliegue de miles de elementos militares para realizar labores de seguridad pública en el marco de la guerra contra las drogas ha fomentado la comisión de graves violaciones a los derechos humanos y crímenes atroces dado que las Fuerzas Armadas no se han limitado únicamente a actuar como apoyo a las autoridades civiles, sino a realizar tareas que corresponden exclusivamente a las policías”.

Agregan que “los saldos de esta estrategia de seguridad han sido devastadores: más de 150 mil homicidios intencionales de acuerdo con el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos y al menos 77 denuncias por ejecuciones extrajudiciales ante la Comisión Nacional de Derechos Humanos; más de 8 mil casos de tortura y 1 mil 207 denuncias por tortura cometidas por militares; más de 30 mil personas desaparecidas de acuerdo al Registro Nacional de Personas Desaparecidas y más de 300 mil personas desplazadas internamente a causa de la violencia. La población migrante en tránsito es también altamente afectada sin que a la fecha se cuente con cifras oficiales y al menos tres masacres de migrantes documentadas, con cerca de 314 víctimas, permanecen aún en la impunidad”.

A las organizaciones, defensores, activistas y académicos les “preocupa la ausencia de medidas preventivas y de investigación efectiva, así como la permanencia de todo tipo de violencia y discriminación, contra mujeres, siendo el feminicidio la máxima expresión, la violencia cometida contra niños, niñas y adolescentes, personas LGBTTTI, pueblos indígenas y pueblos en defensa de su territorio ancestral. A ello se suma las constantes violaciones de derechos económicos, sociales y culturales, particularmente en el contexto de la actividad empresarial. Dichas cifras revelan que los atroces hechos ocurridos o sujetos a investigación durante la administración del Presidente Enrique Peña Nieto, no son casos aislados, por el contrario, son hechos generalizados que evidencian a instituciones que no quieren o no son capaces de investigar y perseguir estos crímenes”.

Entre los firmantes se encuentran Artículo 19, Centro de Derechos Humanos Fray Francisco de Vitoria, Centro Nacional de Comunicación Social, Cauce Ciudadano, Casa del Migrante de Saltillo, Colectivo de Familias de Desaparecidos de Orizaba-Córdoba, Colectivo Solecito de Veracruz (de búsqueda de personas desaparecidas), Centro de Derechos Humanos Fray Bartolomé de las Casas y Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro Juárez.