Autor:

La Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) informó que, en lo que va de 2017, han sido detenidos 13 personas por, supuestamente, dedicarse a la venta de drogas en instalaciones universitarias.

Mediante un boletín de prensa, la Dirección General de Comunicación Social aclara que todos los supuestos delincuentes fueron detenidos fuera del campus universitario. Y que todos estaban en posesión de diferentes tipos de estupefacientes, principalmente marihuana y cocaína.

Adrián Dalman Galindo fue detenido el 10 de enero; Ricardo Jarquín Rodríguez, el 17 de enero; Fernando de Jesús Cruz González y Ángel Gerardo Villarreal Ávalos, el 1 de marzo; Luis Fernando Arroyo Medina, el 5 de marzo; Héctor Yrag Chávez Silva, Miguel Mateos Chávez e Isaac Rojas Ávila, el 24 de marzo; Édgar David Luis Lara, el 30 de marzo; Leonardo Ismael Malvaez Rosas, el 27 de mayo; y David Israel Salinas Flores, Raúl Genaro Cervera Domínguez y Rolando Osorio Bermúdez, el 3 de junio.

La UNAM dice que las detenciones son resultado “de la atención prioritaria que ha dado al combate al narcomenudeo en sus instalaciones”. También reconoce la colaboración “de las autoridades encargadas de la seguridad en la ciudad [de México] y el país”.

Advierte que la “Universidad Nacional no se detendrá en su decisión de combatir este fenómeno ilegal y nocivo dentro de sus instalaciones, siempre de acuerdo con sus atribuciones y en pleno respeto a la autonomía universitaria”.

El caso de violencia más reciente ocurrido en el campus de la UNAM ocurrió la noche del 12 de junio pasado. El alumno de la Facultad de Odontología Víctor Manuel Orihuela Rojas, de 18 años, fue encontrado muerto a un costado de la Biblioteca Central. Las autoridades universitarias y de la Ciudad de México han apuntalado la hipótesis de suicidio. La versión es rechazada, por la familia, los compañeros y amigos del estudiante.

Zósimo Camacho

 

Tags: