Autor:

8 de febrero de 2017. El sector salud ha sufrido un multimillonario recorte al presupuesto de ocho de sus 12 programas de desarrollo social: en total, éste año se le han mochado 8 mil 47 millones 400 mil pesos.

A pesar de que el gobierno federal ha asegurado que este tipo de asistencias estarían blindadas, el mayor ajuste a la baja se registró en el Seguro Popular, revela un análisis del Centro de Estudios de las Finanzas Públicas de la Cámara de Diputados.

A este programa se le disminuyeron 6 mil 734 millones 700 mil pesos en el Presupuesto de Egresos de 2017, monto que equivale al 83.6 por ciento del recorte general a los ocho programas de desarrollo social afectados de este sector.

La merma se da a pesar de que el gobierno federal se había comprometido a lograr la universalización de la salud pública. De acuerdo con su propia información, “el principal objetivo del Seguro Popular es proteger a toda la población que no cuente con un seguro social de gastos médicos, buscando que todos los integrantes de las familias afiliadas al Seguro Popular tengan acceso a los servicios de salud, médicos, hospitalarios, farmacéuticos y quirúrgicos”.

La información oficial refiere que “el Seguro Popular se encarga de brindar servicios de salud a todos las personas que estén inscritas en el sistema de protección social en salud, y tiene la capacidad de trabajar con distintos proveedores de servicios de salud tanto pública como privada en todos los estados de la República mexicana”.

No obstante su importancia, este año se le asignó un presupuesto de 68 mil 702 millones 500 mil pesos, mientras que en 2016 su gasto fue de 75 mil 437 millones 200 mil pesos.

Los otros siete programas afectados también son estratégicos. Se trata del Seguro Médico Siglo XXI, al cual se le recortaron 729 millones 900 mil pesos, equivalentes al 29.5 por ciento del presupuesto total que le asignaron en 2016. También, del programa de Fortalecimiento de los Servicios Estatales de Salud, al que se le mocharon 200 millones de pesos.

Y aunque el propio gobierno considera que el país enfrenta una pandemia de obesidad y diabetes, al Programa de Prevención y Control de Sobrepeso, Obesidad y Diabetes se le quitaron 136 millones 200 mil pesos.

Por importancia de monto, a la lista se suman los Apoyos para la Protección de las Personas en Estado de Necesidad, cuyo recorte asciende a 123 millones 700 mil pesos; el programa de Vigilancia Epidemiológica, al que le quitaron 89.1 millones; el de Calidad en la Atención Médica, al que le restaron 20.9 millones; y el Programa de Desarrollo Comunitario “Comunidad DIFerente”, al que le disminuyeron 12.9 millones de pesos.

Nancy Flores

 

Comments

comments