Autor:

Para Javier Castelo

I. Me parece que lo que escribieron Humberto Ochoa Bustamante (en Biografía de Jacinto López Moreno) y Juan Salvador Esquer Félix (en El Valle del Yaqui esfuerzo y realización). Son vasos comunicantes. O tal vez su lectura saque chispas, entre una interpretación de la lucha agraria y la narración agrícola, de lo que ha sido el Valle del Yaqui. Pero ambas se complementan si se quiere abordar la trayectoria social, política y económica del sur de Sonora, en tensión entre sus actores y la población del municipio de Cajeme con su Tribu Yaqui y Ciudad Obregón con sus estiras y aflojas, como el nombre de aquella tienda de abarrotes “Toma y daca”, para la convivencia de esos mexicanos del noroeste del país. Son dos libros que arrojan un panorama de esa región que, como todas las demás presenta semejanzas y diferencias en el mosaico plural de la nación. Humberto Ochoa Bustamante nos ofrece la vida y obra del honrado y consecuente dirigente campesino: Jacinto López (1906-1971), ejemplo de luchador socialista y por la democracia.

exlibris-502-aII. El otro libro es de la autoría de Juan Salvador Esquer Félix, quien realizó un completo bosquejo del nacimiento del Valle del Yaqui, casi desde finales del porfirismo; sin decir gran cosa de cómo cercenaron las tierras de los yaquis para crear la propiedad privada, los ejidos y tierras comunales de la tribu. Y la creación de Cajeme, con los ocho pueblos yaquis: Cócorit, Bácum, Torim, Vicam, Potam, Rahum, Huiribis y Bélem. Y el trigo y el arroz, como cosecha fundamental. Para su total comprensión, el Valle del Yaqui no se puede explicar sin sus luchas políticas, y Jacinto López es una figura clave con los campesinos, los yaquis, los trabajadores agrícolas (nativos y emigrantes). Por eso es relevante la biografía del nacido en Banámichi, allá por el río Sonora. El libro de Juan Salvador Esquer y su editora Leticia Acedo Rivera, que es un estudio enmarcado desde la Independencia hasta la fundación jurídica del municipio de Cajeme, ubica así su perspectiva fundamental del campo y sus siembras, reducidas y mermadas por el robo del agua del río Yaqui y que no se ha resuelto por el desacato presidencial a las resoluciones judiciales federales.

III. Por todo esto es indispensable conocer la vida de Jacinto López para tener un punto de apoyo a la historia del Valle del Yaqui, donde los autores ofrecen una geopolítica de esa región del sur de Sonora. De ambos libros se confirma que sin los campesinos, los jornaleros, los yaquis y todos los demás trabajadores al unísono de los agricultores con sus inversiones y decisiones, el Valle del Yaqui, su presa y su río, como el municipio de Cajeme y los pueblos yaquis, no seguirían luchando con sus éxitos en las adversidades (como la que ahora ocurre por el robo del agua en complicidad con el gobierno federal, ayer calderonista, ahora peñista). Así que la biografía de Jacinto López y la biografía del Valle del Yaqui, se complementan para entender a cabalidad los dos fenómenos que transitan por ese mundo rural-agrícola y urbano del sur sonorense.

Ficha bibliográfica:

Autor: Humberto Ochoa Bustamante

Título: Biografía de Jacinto López

Editorial:         Editora nacional

Autor: Juan Salvador Esquer Félix

Título: El Valle del Yaqui

Editorial:         Gama impresos, Cd. Obregón, Sonora

Álvaro Cepeda Neri

[BLOQUE: MISCELÁNEO][SECCIÓN: EX LIBRIS]

Contralínea 502 / del 22 al 27 de Agosto 2016

contralinea-502-m

Comments

comments