Autor:

La nota del reportero Eirinet Gómez, corresponsal de La Jornada, no tiene desperdicio. Es una información veraz y dolorosamente dramática, donde muestra el cinismo, la desfachatez y la corrupción política, económica y administrativa del desgobernador Javier Duarte de Ochoa, quien reía –y no por nerviosismo sino por descaro– ante el dolor de una madre que, debido a la desaparición de su hija, le planteaba, como petición-reclamo, el desapego e incumplimiento de la obligación gubernamental de atender en la Fiscalía dependiente del burlón desgobernador su denuncia. Así que debo reproducir la nota fechada en Orizaba, Veracruz, el 25 de octubre de 2015, intitulada: “Madre de una víctima increpa a Javier Duarte en visita a Orizaba. Bienvenido, gobernador, al pueblo mágico donde desaparecen a nuestros hijos.”

desgobernador-veracruz-600

“La madre de una joven de 21 años que se encuentra desaparecida desde hace 3 años, exigió justicia al gobernador Javier Duarte de Ochoa durante una visita que el político priísta hizo a esta localidad. ‘Bienvenido, señor gobernador, al pueblo mágico donde desaparecen a nuestros hijos’, le dijo Araceli Salcedo, madre de Fernanda Rubí Salcedo Jiménez, mientras abría una pancarta con la ficha de búsqueda, fotografía, señas de la joven y datos de recompensa. El viernes, Duarte de Ochoa visitó Orizaba para grabar promocionales de su quinto informe de gobierno, al lado de su esposa, Karime Macías, y sus hijos Javier, Carolina y Emiliano. Después de realizar algunas tomas en el teleférico y en el parque ecológico Cerro del Borrego, se dirigió a su camioneta acompañado de su esposa –los niños ya habían sido retirados–, cuando fue interceptado por la mujer: ‘No se vale, usted viene con su familia, y la mía ¿dónde está?’, le dijo. Luego le reprochó que la Fiscalía General del Estado (FGE), a cargo de Luis Ángel Bravo Contreras, le haya cancelado varias audiencias. Ante los reclamos, el gobernador y su esposa sonrieron…

“Esto indignó a la mujer, quien pidió: ‘Y no se burle, quite su sonrisa, porque yo no vivo desde hace tiempo’. El mandatario le respondió que llamaría al fiscal, pero ella le reviró: ‘Es lo mismo que ustedes, pura corrupción. Ríase, ríase, que no le toque a su familia, porque el día que le toque, en este pueblo mágico va a ver lo que se siente sufrir, no ver a su hija desde hace 3 años, señor. Lo felicito por su pueblo mágico’. En un video que se divulga en redes sociales se observa cómo el mandatario estatal y su esposa continúan su camino. Después de ser interpelado, Duarte emitió un comunicado en el que informó que ha solicitado al fiscal Bravo Contreras redoblar esfuerzos de coadyuvancia en la investigación del paradero de la joven. El jefe del Ejecutivo estatal recordó que este caso lo atrajo la Procuraduría General de la República por existir elementos que hacen suponer la participación de la delincuencia organizada. El 7 de septiembre de 2012, un grupo desconocido levantó a Salcedo Jiménez y no pidieron rescate. Pese a las diligencias de la madre, las investigaciones no avanzan.”

La nota informativa es desgarradora. Una madre más víctima de la inseguridad que priva en Veracruz desde hace 5 años, debido al desgobierno corruptísimo de Duarte de Ochoa, heredero de Fidel Herrera, al que Enrique Peña acaba de nombrar cónsul en Barcelona. Estos dos pillos impusieron la barbarie en la entidad, el saqueo, y el más vil de los incumplimientos de la legalidad que han hecho de Veracruz nido del narcotráfico e imperio de los trogloditas: Herrera-Duarte con sus camarillas del priísmo salinista-zedillista, más las delincuencias amparadas por ese par de ladrones que tienen al estado endeudado por los siglos de los siglos por la impunidad reinante en el país. No son los veracruzanos mexicanos de excepción, ya que todo el país tiene imitadores de Fidel Herrera y Javier Duarte, pero éstos son los originales del desmadre político que reina a la sombra del peñismo.

Riéndose, el fanfarrón y perdonavidas desgobernador Duarte de Ochoa, tomó a broma el reclamo de esa madre, que como cientos de miles está dolida por la desaparición de su hija, y el Ejecutivo se pitorreó se la tragedia. Lleva 5 años de bribón y el Senado no lo ha destituido vía la desaparición de poderes. Al contrario, lo han estado cobijando en el colmo de las complicidades. Ya dentro de un año lo nombrarán cónsul, como a su par Fidel Herrera; porque el Partido de la Revolucionario Institucional los crea y el peñismo los junta para gozar de sus peculados, es decir, de sus raterías, con el cachondeo del “aquí no pasa nada”. Son los desgobernadores como ese par peor que los narcos, peores que el Chapo, porque hacen lo mismo que los delincuentes y no corren ningún riesgo, resguardados por policías, marinos y soldados para escapar por el túnel de la total impunidad.

El descontento nacional sigue acumulándose, por hechos como el que reclamó esa madre de familia. Y es que los desgobernadores como Duarte de Ochoa cuentan con la protección presidencial, de sus partidos y la democracia representativa de diputados y senadores, retando y desafiando al pueblo y su democracia directa. El guasón desgobernador de Veracruz salió con su burrada de reírse cachetonamente y, echándose a la chacota, tomar a la ligera la demanda de que cumpla con sus obligaciones. Festivo, prometió que sería atendida la reclamación. Pero fue su salida del túnel por donde ha estado escapando tras 5 años de mal gobierno.

Álvaro Cepeda Neri*

*Periodista

[BLOQUE: OPINIÓN][SECCIÓN: CONTRAPODER]

Contralínea 466 / del 07 al 13 de Diciembre 2015

contralinea-466-m

Comments

comments