Exhiben en EU corrupción en TSJDF

Autor:

Ante autoridades de Estados Unidos, empleados del Tribunal Superior de Justicia del Distrito Federal, abogados litigantes y empresarios mexicanos develaron una supuesta red de corrupción y tráfico de influencias que habría determinado una sentencia a favor de la multinacional de internet Yahoo!, Inc, y su filial Yahoo! México, que en primera instancia había sido condenada al histórico pago de 2 mil 700 millones de dólares

 
La Comisión de Valores de Estados Unidos (SEC, por su sigla en inglés) tiene en su poder documentos, grabaciones y testimonios de empleados judiciales, empresarios y abogados mexicanos que denuncian e identifican una supuesta red de corrupción en el Tribunal Superior de Justicia del Distrito Federal (TSJDF), lo cual involucra directamente a su presidente, el doctor Edgar Elías Azar.
 
En declaraciones hechas en Estados Unidos ante la SEC, varios testigos mexicanos aseguran haber presenciado cómo abogados de Yahoo! Inc, establecieron contacto con funcionarios del TSJDF para lograr un fallo a favor de la multinacional de internet.
 
Declaraciones juradas de empleados del TSJDF, de los empresarios mexicanos Sergio Guarneros y Carlos Bazán, y del abogado litigante Oscar Sosa Gutiérrez forman parte de las indagatorias que se llevan a cabo en el vecino país sobre supuestos actos de corrupción y tráfico de influencias en la impartición de justicia en México y que involucran al gigante Yahoo!, Inc. Esta investigación permitió a la SEC abrir un expediente en el marco de las disposiciones de la Ley de Prácticas de Corrupción en el Extranjero (FCPA, por su sigla en inglés).
 
Según las investigaciones estadunidenses, luego de que las empresas mexicanas Ideas Interactivas y World Wide Directories obtuvieran un fallo a favor en el juicio de primera instancia en contra de la multinacional de internet, por el presunto incumplimiento de contrato para el licenciamiento de su marca en un negocio de directorios telefónicos, los abogados externos contratados por Yahoo! Inc –el despacho Baker & Mckenzie–, habrían concretado acercamientos con la presidencia del TSJDF, a cargo del doctor Edgar Elías Azar, en un supuesto intento por influir en la decisión del pleno de magistrados que, en una segunda instancia, decidirían el rumbo del caso.
Fue así como ese segundo fallo que favoreció a Yahoo!, Inc, se dio por mayoría de votos en la sala del TSJDF, cuando dos de los tres magistrados se pronunciaron por revocar la primera sentencia ordenada por el juez Juan Francisco García Segu, quien se refugió en Estados Unidos ante presuntas amenazas de muerte en su contra y para declarar en la SEC.
 
Ante las autoridades que regulan el mercado de valores de Estados Unidos, los accionistas de Ideas Interactivas también han aportado pruebas periciales y de informática forense, con lo cual pretenden documentar y probar que fue en el despacho de Baker & Mckenzie donde se elaboró el borrador de sentencia que después fue aprobada por el Tribunal de Apelaciones, en donde se exonera a Yahoo!, Inc, del multimillonario pago.
 
Dicho documento se habría entregado –según la pruebas aportadas por los testigos mexicanos ante la SEC– en una memoria USB, elaborado en las oficinas en México del despacho estadunidense. En esa “propuesta” también se condenó a las empresas mexicanas y a sus inversionistas a pagar costas del juicio.
 
El 15 de mayo pasado, Yahoo!, Inc, y Yahoo! México, según consta en el expediente del juicio al que tuvo acceso Contralínea, obtuvo un fallo a favor en el TSJDF, con el cual logró revertir la decisión previa del Juzgado Cuadragésimo Noveno de lo Civil, en donde se había sentenciado a la compañía estadunidense a pagar 2 mil 700 millones de dólares. La nueva condena contra Yahoo! redujo el monto económico a pagar a sólo 172 mil 500 dólares.
 
Fue el juez Juan Francisco García Segu, funcionario del Poder Judicial en la Ciudad de México, el responsable de la sentencia en primera instancia dictada en enero pasado y quien, desde ese momento –según sus declaraciones rendidas ante la SEC–, estuvo sujeto a presión laboral y personal por parte del presidente del Tribunal, que involucró demandas en su contra en el seno del Consejo de la Judicatura, así como una averiguación previa por un supuesto fraude procesal.
 
Sin embargo, las acusaciones de la defensa de Yahoo!, Inc, en contra de García Segu se confrontan ahora en Estados Unidos con las declaraciones de los testigos –entre ellos el accionista mayoritario de Ideas Interactivas, Sergio Guarneros–, quienes advierten sobre la intervención de litigantes privados cercanos al doctor Edgar Elías Azar. Éste es el caso del abogado Luis Gutiérrez, quien en el inicio de la demanda contra Yahoo!, Inc, asesoró a los accionistas de Ideas Interactivas, pero al conocer la dimensión de la demanda y a petición del propio Elías Azar, decidió dejar el caso.
 
El propio empresario mexicano Sergio Guarneros declaró ante la SEC en Estados Unidos que el abogado Luis Gutiérrez le recomendó desistirse de la demanda porque se enfrentaba a un rival (Yahoo!) muy fuerte.
 
Consultado sobre las acusaciones en su contra, el presidente del Tribunal, Edgar Elías Azar, rechaza en sus oficinas declarar sobre el expediente de Yahoo!, “pues es un caso muy delicado que involucra mucho dinero, 3 mil millones de dólares”.
 
Se le informa de la existencia de grabaciones y testimonios de empresarios y empleados del Tribunal que él preside, quienes lo acusan de supuestamente coludirse con representantes de Yahoo! para evitar que esta multinacional de internet pague la suma multimillonaria a la que fue condenada en primera instancia. Elías Azar responde que el juez de la causa había dictado una sentencia muy rápida, en apenas 1 mes, y se trata de un amplio expediente, así que ya se revisa con el Ministerio Público que se le abra una investigación al juez García Segu por posible corrupción.
Sobre la supuesta relación que mantiene Elías Azar con el abogado Luis Gutiérrez, quien cabildeó para las dos partes, el presidente del Tribunal acepta que sí conoce al abogado y que se reunió con él. También reconoce la reunión que sostuvo con los abogados de Yahoo! antes de que se diera el fallo en segunda instancia.
 
Visiblemente preocupado, el doctor Elías Azar toma del brazo al reportero y lo invita a caminar en el patio del Tribunal Superior de Justicia, en donde después de varias vueltas y escuchar la información acusatoria, solicita conocer los documentos.
 
De acuerdo con la declaración ante la SEC rendida por el abogado litigante Oscar Sosa Gutiérrez –quien sirvió de contacto entre el empresario Guarneros y Luis Gutiérrez–, “fue el 29 de noviembre de 2012 cuando el abogado Gutiérrez le confió que ya tenía conocimiento de la demanda contra Yahoo! y de la importancia de la segunda instancia en la querella”.
 
En aquella reunión, Luis Gutiérrez dijo a Guarneros y al abogado Sosa Gutiérrez que “tendría un primer acercamiento con el magistrado Elías Azar, buen amigo de él, a quien para brindarnos seguridad de la cercanía entre ambos, le marcó inmediatamente por radio y activó el altavoz. Sin mayor detalle, el licenciado Luis Gutiérrez solicitó al magistrado Elías Azar una reunión urgente, de ser posible al día siguiente para tocar un tema importante”.
 
En el altavoz, fue clara la respuesta de Elías Azar al abogado Gutiérrez: “A menos que vengas a ver el culo, porque estaré todo el día en un estudio en el ABC de Santa Fe, desde las 7 de la mañana; a lo que el licenciado Gutiérrez le contestó que lo vería entre 8 y 9 de la mañana en el hospital”.
 
Al día siguiente, la noche del 30 de noviembre de 2012, el abogado Sosa Gutiérrez recibió una llamada telefónica de Luis Gutiérrez, en la que le dijo: “Oscar, les tengo malas noticias, vengan a verme”.
 
La reunión se concretó hasta el 4 de diciembre, cuando Guarneros y Sosa Gutiérrez se reunieron con el abogado Luis Gutiérrez. A ese encuentro asistieron el empresario Guarneros, el abogado Sosa Gutiérrez, el abogado Juan Carlos Salinas –quien litigó la primera instancia del juicio– y Luis Gutiérrez. Frente a los tres testigos, este último narró la conversación que sostuvo con el magistrado Elías Azar la mañana del 30 de noviembre en el hospital ABC.
 
Luis Gutiérrez aseguró que el presidente del TSJDF le preguntó:
 
—¿De qué lado vienes?
 
—De los demandantes, respondió Luis.
 
—Ya te ganaron, ya vino la [parte] contraria, Luisito. No te metas, hay muchos ceros en esto. Si quieres pelear esto en [tribunales] federales, buena suerte, pero en mi Tribunal no lo vas a ganar –respondió, enfático, el doctor Elías Azar.
 
Fue en esa misma reunión que Luis Gutiérrez le informó a Elías Azar sobre un hecho que, según el propio magistrado desconocía: “que la parte actora [Ideas Interactivas] ya había obtenido una sentencia favorable y por un monto muy importante”. Ante esa información –según les relató Luis Gutiérrez–, Elías Azar “estaba muy encabronado”.
 
Luis Gutiérrez les dijo a Guarneros, a Sosa Gutiérrez y a Salinas que la estrategia en el TSJDF, según lo que había sabido, “era ordenar a la Sala de Apelaciones reponer el procedimiento para cansarlos”. Fue Luis Gutiérrez quien refirió también que se había topado a los abogados de Yahoo! en la oficina del magistrado Edgar Elías Azar el 3 de diciembre de 2012.
 

Declara el empresario Guarneros ante la SEC

 
La declaración ante la SEC del empresario Sergio Guarneros –fundador de la compañía Ideas Interactivas– establece que, de acuerdo con testigos presenciales, dispuestos a declarar en el caso, los abogados de Yahoo!, Inc (Sergio Labastida y Alfonso Cortés), se reunieron el pasado 26 de noviembre de 2012 con el presidente del TSJDF. La reunión tuvo lugar en las oficinas del funcionario del Poder Judicial.
 
Guarneros también aseguró ante la SEC que Elías Azar se ocupó de reunirse con el secretario del Juzgado 49 de lo Civil, a cargo en ese momento de Juan Francisco García Segu, quien dictó la sentencia en primera instancia.
 
Mientras tanto, los abogados de Yahoo!, Inc, de Baker & Mckenzie –que en marzo pasado ya habían fortalecido la defensa de la multinacional estadunidense con la asesoría del expresidente de la Barra Mexicana de Abogados, el prestigiado litigante Javier Quijano– promovieron una queja ante el Consejo de la Judicatura, para acusar a García Segu de no contar con las facultades necesarias para resolver el caso. Además se hizo referencia a “la inusual rapidez para dictar la sentencia en la primera etapa”.
 
Tras rendir su declaración, García Segu fue sancionado y encontrado culpable de responsabilidad administrativa y debió cubrir una multa. Después, sin embargo, promovió un juicio de amparo que, al cierre de esta edición, no se había resuelto.
 
En la Fiscalía Especial para la Investigación de Delitos Cometidos por Servidores Públicos y bajo el expediente FSP/BT1/894/13-04, también se sigue una averiguación previa en contra de García Segu.
 
En su impugnación, García Segu sostiene que la defensa de Yahoo!, Inc, incurre en falsas interpretaciones que fueron utilizadas para llevar el juicio a una segunda instancia. Sin embargo, el abogado de la empresa estadunidense, Javier Quijano, aseguró en entrevistas con distintos medios, que la corte de apelaciones del TSJDF simplemente confirmó que la denuncia de Ideas Interactivas y World Wide Directories “nunca tuvo sustento”.
 
Esta arista del caso contra la multinacional Yahoo!, Inc, ya se encuentra en el Consejo de la Judicatura de México, instancia que dio vista a la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal, a cargo Rodolfo Ríos Garza. El caso también ha sido del conocimiento del jefe de gobierno Miguel Ángel Mancera.
 
Hasta ahora, el juez García Segu se encuentra en Estados Unidos, adonde viajó para rendir su declaración ante la SEC, porque paradójicamente, asegura, “no confía en la imparcialidad de la justicia mexicana en este caso”. Al salir del país y rendir testimonio ante la SEC, García Segu busca ponerse a salvo, porque según su dicho, teme por su integridad personal.
 
Pero este juez no es el único que decidió salir del país a raíz de este caso. El socio de Ideas Interactivas y de Worldwide Directories, Carlos Bazán, quien también trabajo en Yahoo! México, en una carta abierta difundida por internet y por las redes sociales informó sobre su decisión de “autoexiliarse” luego de recibir varias amenazas de muerte para él y su familia.
 
Ahora, desde Estados Unidos sigue el litigo contra Yahoo! y aporta pruebas a las autoridades regulatorias de ese país en contra del gigante de internet.
Mientras tanto, las autoridades bursátiles de Estados Unidos recuperan las pistas de un caso que preocupa en ese país por las repercusiones a la reputación no sólo de Yahoo!, Inc, sino de las compañías estadunidenses que mantienen negocios con México.
 

Historia de una demanda

 
Fue el fundador de Ideas Interactivas, Sergio Guarneros, quien llevó el caso de la demanda y el juicio contra Yahoo!, Inc, en Estados Unidos. Este empresario reveló que las violaciones de promesa y de contrato, así como el lucro cesante en el desarrollo del negocio de los directorios por parte de Yahoo!, Inc, provocaron la quiebra de sus dos empresas.
 
La filial de Yahoo! México aceptó incursionar en este negocio a través de la licencia de su marca, porque en 2003 se vivía un boom en el mercado de empresas que operaban directorios telefónicos. Sin embargo, varios años después compró una empresa con participación en este sector y decidió desconocer el acuerdo.
 
En 2003, la multinacional del internet daba a conocer que incursionaba en el mercado de directorios telefónicos y que lo hacía en sociedad con empresarios mexicanos. Se vivía la transición de las páginas amarillas y sus ejemplares impresos a digitales; y Yahoo! –al menos en México– se adelantaba a Google. Una década después, la empresa estadunidense fue demandada por desconocer ese acuerdo que está documentado.
 
Bajo el expediente 1524/2011, en el Juzgado Cuadragésimo Noveno de lo Civil, la multinacional Yahoo!, Inc, recibió una sentencia que la obligaba a pagar una indemnización por 2 mil 700 millones de dólares a los dos empresarios mexicanos que habrían invertido más de 500 millones de pesos en el único directorio de páginas amarillas que fugazmente logró competir con la Sección Amarilla de Teléfonos de México.
 
En 2003, con el nombre de Yahoo! Páginas Útiles se imprimió un directorio cuyo modelo de negocios involucraba a internet a través del sistema de búsqueda de contenidos de la compañía estadunidense.
 
El primer tiraje de Yahoo! Páginas Útiles en Ciudad de México fue de 800 mil libros en su formato “principal” y 300 mil para la edición móvil. El segundo año se lanzó también el directorio en Monterrey en formato principal y móvil. En la Ciudad de México en total fueron tres ediciones anuales. La segunda y la tercera fueron de más de 1 millón de ejemplares cada una más los libros móviles. En Monterrey fueron dos ediciones anuales.
 
Ideas Interactivas y Worldwide Directories, fundadas por los empresarios Guarneros y Bazán, lograron que Teléfonos de México –en línea con las obligaciones de su título de concesión– entregaran, previo pago, la base de datos de los mexicanos abonados al servicio telefónico, lo que constituyó un gran avance en la competencia a la Sección Amarilla gracias a una resolución de la Comisión Federal de Telecomunicaciones en 2002.
 
La sentencia condenatoria del proceso mercantil otorgada por el juez García Segu hizo temblar los títulos de Yahoo!, Inc, que, ante las disposiciones de la Comisión de Valores de Estados Unidos, se vio obligada a revelar y reconocer ante sus inversionistas que enfrentaba esa contingencia legal ante el reclamo de dos inversionistas por daños y perjuicios por la pérdida de una empresa que desarrollaría un directorio telefónico en varios países de América Latina, Europa y Asia.
 
Los principales países considerados en la demanda son: México, Puerto Rico, Costa Rica, República Dominicana, Panamá, Japón, Australia, Nueva Zelanda, Corea, Francia y Estados Unidos.
 
La multinacional estadunidense está obligada por las regulaciones de la SEC a seguir, con transparencia y legalidad, todo el proceso legal hasta que llegue a la Suprema Corte de Justicia de la Nación.
 
Además, deberá informar ante la SEC que cumplió las disposiciones de la legislación contra prácticas de corrupción en mercados externos. Se trata de la misma legislación que ha sancionado a empresas como Sempra Energy, Pfizer o Pillgrams por incurrir en sobornos para lograr contratos en países de América Latina, entre ellos México.
 
En una de las pocas declaraciones que ha realizado sobre el caso, Yahoo!, Inc, aclaró que las empresas mexicanas Worldwide Directories e Ideas Interactivas no contaban con los argumentos necesarios para ganar el caso hasta sus últimas instancias, de acuerdo con un comunicado de la empresa enviado precisamente a la SEC y al Nasdaq.
 
La noticia provocó que en diciembre de 2012 los títulos de Yahoo!  registraran pérdidas millonarias. No obstante, este año las acciones de Yahoo!, Inc, en el Nasdaq mantienen una tendencia ascendente, al ubicarse en 20 dólares, lo que representa una ganancia de al menos 29.07 por ciento respecto a su cotización de febrero pasado.
 
Para el abogado mexicano Javier Quijano, la actuación del juez no sólo registró inconsistencias, sino que no estaba autorizado para conocer de la causa. El abogado confirmó que participó en la defensa de la multinacional en el caso que involucra a sus subsidiaria Yahoo! Hispanic Americas y, por supuesto, a Yahoo! México.
 
Worldwide Directories e Ideas Interactivas demandaron a Yahoo! por responsabilidad civil y contractual, así como por daño moral ante el incumplimiento de contratos y convenios firmados con Yahoo! en los proyectos de un directorio que salió al mercado como Yahoo! Páginas Útiles, y cuya negociación inició en abril de 2002, pero que finalmente se firmó en septiembre de ese mismo año.
 
Ante las autoridades judiciales, los accionistas de Ideas Interactivas y Worldwide Directories exhibieron contratos y convenios firmados por los directivos de Yahoo!; sin embargo, la multinacional asegura que fueron falsificados cientos de correos electrónicos entre los ejecutivos de Yahoo! y los empresarios mexicanos, así como documentos corporativos de ambas compañías que avalan meses de negociaciones y aceptación de los acuerdos.
 
Sin embargo, el rompimiento del acuerdo con Worldwide Directories se dio a partir de que Yahoo! compró dos empresas, una denominada Overture (cuyo modelo de negocios de búsqueda local entraba en conflicto de intereses directo con el de Yahoo! Páginas Útiles). A la par se daba en Latinoamérica la compra de una empresa denominada Terespondo.com cuyo enfoque sería la prestación de servicios de publicidad de búsquedas patrocinadas y en listados (search marketing) –negocio que estaba siendo ya explotado por Worldwide Directories– Páginas Útiles.
 
En sus alegatos, Yahoo! exhibió un contrato de cancelación que nunca fue firmado por todas las partes, por lo que según los abogados de las empresas demandantes carece de vida jurídica, y por tanto de valor.
 
El proyecto de Worldwide Directories e Ideas Interactivas no sólo contemplaba al mercado mexicano, sino también a Puerto Rico, República Dominicana, Centroamérica, Australia y Japón. Ideas Interactivas, de acuerdo con los documentos del caso, se comprometió y así lo realizó a pagar a Yahoo! al menos 150 mil dólares para cubrir los estudios de factibilidad que avalarían la relación de negocios entre ambas compañías para desarrollar productos on line y off line en el segmento de anuncios clasificados (Yellow Pages).
 
Ante el juez que conoció del conflicto y la causa, Ideas Interactivas y sus socios exhibieron el pacto firmado entre Yahoo! Inc e Ideas Interactivas, el cual habría sido revisado minuciosamente en California, ciudad sede de la compañía estadunidense.
 
Una carta de intención del entonces vicepresidente de Yahoo! Latino America, filial, de Yahoo! Inc, dirigida a Ideas Interactivas, es una de las pruebas presentadas, en la que se detalla el desarrollo de un servicio de directorio de páginas amarillas basado en internet para distribución a través de la plataforma de Yahoo!
 
En ese documento también se presenta la cesión de los derechos de inserción publicitaria para negocios locales y nacionales en Puerto Rico, Costa Rica, República Dominicana y Panamá. Hasta ese nivel llegaron las negociaciones. Fue precisamente el alcance del contrato en varias regiones lo que habría provocado que Yahoo!, Inc, diera un paso atrás en el acuerdo con los empresarios mexicanos.
 
Fue el apoderado legal de Yahoo!, Fernando de Jesús Ramírez Acosta, el directivo que firmó los contratos con los accionistas de Worldwide Directories e Ideas Interactivas, de acuerdo con los documentos presentados ante las autoridades judiciales.
 
Otro de los directivos de Yahoo! involucrado en la negociación para el desarrollo de los directorios fue Gerardo Linares, quien en 2002 se desempeñaba como director de Desarrollo de Negocios. Linares se ocupó de precisar las condiciones bajo las cuales podría presentarse una alianza estratégica de Yahoo! con sus socios potenciales, como calificó en varios documentos a Ideas Interactivas y a Worldwide Directories. Linares también fue el encargado de comunicar a los empresarios mexicanos los lineamientos finales de desarrollo del producto, propuesto así como el modelo de negocios a seguir.
 
Se acordó, por lo tanto, el desarrollo de un producto con una marca compartida que se hospedaría, preferentemente, en los servidores de Yahoo! Sin embargo, la arquitectura de marca del producto se vigiló cuidadosamente: las marcas Páginas Útiles y Páginas Útiles y Diseño, se registraron ante el IMPI (Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial) y los derechos eran compartidos.
 
Aunque Yahoo! –de acuerdo con los documentos del caso– adoptó como propio el proyecto, ahora asegura ante las autoridades judiciales, que muchos de los documentos que lo vinculan con estas negociaciones, acuerdos y ejecuciones son falsos y que, por lo tanto, no puede reconocerlos.
 
Sin embargo, de esta relación de negocios la prensa mexicana dio cuenta en varias publicaciones de años anteriores.
 
Yahoo!, consta en los documentos presentados ante las autoridades del Juzgado Cuadragésimo Noveno de lo Civil, conservó además la base de datos que obtuvieron los empresarios mexicanos de Telmex y de su subsidiaria Sección Amarilla, luego de que la Comisión Federal de Telecomunicaciones ordenó la entrega de esa información.
 
Ideas Interactivas y Worldwide Directories observaron una oportunidad en un mercado monopólico de las páginas amarillas que temporalmente terminó con la entrega de esa información que pertenece a los usuarios de los servicios de telefonía fija.
 
Yahoo! incursionó así en una empresa que rompería un monopolio, pero que, además, observó la coyuntura internacional y la transición de las compañías de directorios telefónicos impresos en empresas punto com. La reorganización del mercado de la telefonía y la consolidación de empresas locales en conglomerados multinacionales generó un impacto directo en el segmento de las páginas amarillas.
 
En México, en 2002, cuando inicia el proyecto Yahoo! Páginas Útiles, el valor del negocio de Sección Amarilla en México era de 440 millones de dólares, según estimaciones avaladas por Simba, The Kelsey Group y la entonces Yellow Pages IMA.
 
En septiembre de 2002, Ideas Interactivas y Worldwide Directories refrendó con Yahoo! los contratos, vigentes hasta 2009, tanto para la operación en México como para los acuerdos firmados para el desarrollo de mercados en América Latina y otros continentes, en donde se incluían las inversiones para los estudios de factibilidad, desarrollo de los productos y gastos de representación en las negociaciones con clientes como Banamex.
Yahoo!, sin embargo, incumplió varios de los acuerdos con los clientes de Páginas Útiles. Negociaciones con corredurías como Lehman Brothers para la expansión y financiamiento del negocio a través del mercado de valores, también se vieron interrumpidas, y hoy los tribunales federales deberán decidir si Yahoo!, Inc, actuó conforme a derecho, mientras que en Estados Unidos avanza la investigación contra el Tribunal Superior de Justicia del Distrito Federal.
 
 
 

El manoseo del expediente Yahoo!

 
Un testigo clave que labora en la Tercera Sala Civil del Tribunal Superior de Justicia del Distrito Federal (TSJDF), cuyo nombre ha sido reservado para garantizar su seguridad, declaró ante notario público que durante varias semanas previas a la sentencia en segunda instancia del caso Yahoo!, el presidente de ese tribunal, Edgar Elías Azar, se reunió frecuentemente con las magistradas Mónica Venegas y Laura Pérez Ríos para analizar los detalles e inducir el fallo que ya se conocía internamente como “el caso de internet”.
 
En ese testimonio, cuya copia obra en poder de Contralínea, se afirma contundente que “hubo muchas irregularidades que involucran al presidente del Tribunal, Edgar Elías Azar y a las magistradas Mónica Venegas y Laura Pérez Ríos”.
 
Fue el 10 de abril de 2013, reveló el testigo, que presenció estas reuniones, donde el doctor Elías Azar visitaba a la magistrada Mónica Venegas para hablar del “asunto de internet”.
 
Todos en la Tercera Sala Civil del TSJDF sabían que se trataba de la demanda interpuesta por las dos empresas mexicanas Ideas Interactivas y World Wide Directories. En esa reunión del 10 de abril, “constantemente se estuvieron llevando tanto el expediente como [otros] documentos relacionados al mismo al privado de la magistrada”.
 
Según el testigo, en los encuentros entre la magistrada Mónica Venegas y el presidente del Tribunal, donde también participó la magistrada Laura Pérez Ríos, el expediente del caso Yahoo! “era manipulado en forma irregular al estar restringido sólo a los ojos de la magistrada Venegas y de quien ella lo permitiera”.
 
En esta declaración jurada ante Notario Público, el testigo clave sostiene que “la sentencia habría sido preparada fuera del Tribunal, pero que había sido revisada y corregida en las reuniones entre las dos magistradas y el Presidente del TSJDF”.
 
Entre los más de 60 empleados que conforman la Tercera Sala, refiere el testigo, se platicaba constantemente de lo que sucedía con ese caso y del enorme interés del doctor Elías Azar en inducir el fallo. Las visitas del presidente del TSJDF a la oficina de la magistrada Venegas eran constantes, y entre los colaboradores de esa Sala una broma común, cuando veían llegar al doctor, era que “ya llegaba a checar su asunto de internet”. Esa situación generaba risas del personal por el descaro con el que se hacía.
 
Un segundo testigo que también labora en el TSJDF, confirma las constantes reuniones entre el presidente del Tribunal y la magistrada Mónica Venegas Hernández.
 
Según los testimonios, era por petición directa de Elías Azar que Venegas Hernández se encargara de revisar “bien” el caso, porque según el presidente del Tribunal había sido mal dictada la sentencia del juez 49 de lo Civil, Juan Francisco García Segu.
 
Ante la Comisión de Valores de Estados Unidos (SEC, por su sigla en inglés), el funcionario del Poder Judicial García Segu testificó que en la oficina de Edgar Elías Azar había recibido una memoria USB con una sentencia que serviría en el juicio de segunda instancia que él se había negado a usar en la primera instancia.
 
Ahora, los dictámenes periciales presentados en Estados Unidos indicarían que el programa de Office que se usó para elaborar ese documento que le da el fallo a Yahoo! en la segunda instancia, quedó registrado a nombre de Baker & McKenzie LLB y de su abogado Enrique Espinosa Martínez. La USB ya forma parte de las pruebas aportadas ante la SEC para demostrar la corrupción y tráfico de influencias tanto de la multinacional Yahoo! como del Tribunal Superior de Justicia.
 
En la Tercera Sala Civil, mientras tanto, la indicación de la presidencia del Tribunal era invalidar totalmente la sentencia que el juez García Segu dictó en enero de 2013 y que obligaba a Yahoo! a pagar 2 mil 700 millones de dólares a las dos empresas mexicanas.
 
Allí, en esa Sala se elaboró otra sentencia para la segunda instancia, sin embargo, al presentarla a la Presidencia del Tribunal, no se firmó ni se aprobó. La orden fue volver a elaborar el documento y el proyectista de la Sala, Edgar Raúl Rodríguez, se fue a su domicilio con el expediente 1524/2011, a pesar de que los documentos nunca deben abandonar el Juzgado. Durante dos semanas, el proyectista tuvo en su poder el expediente para elaborar otra sentencia a modo.
 
Sin embargo, según se sostiene en el expediente en poder de la SEC, el 10 de abril de 2013, personal de la Tercera Sala fue testigo de que el propio presidente del Tribunal se ocupó de corregir el documento y de discutirlo con la magistrada Venegas. Fue así como finalmente se revocó por completo la sentencia de primera instancia del Juzgado 49 de lo Civil y se favoreció a Yahoo! en la segunda instancia para impedir que tuviera que pagar una multimillonaria suma de dinero a los empresarios mexicanos.
 
Sin embargo, la magistrada de la Ponencia 3, Socorro Santos Ortega, al conocer el proyecto del 15 de mayo de 2013, con el cual se revoca la sentencia del juez García Segu, se negó a firmarlo porque aseguró que no se habían tomado en cuenta los argumentos de la parte actora en su apelación y que ella se oponía tajantemente a dicha resolución que daba el fallo a Yahoo! Porque, a su juicio, se incurría en serias violaciones de procedimiento. Por esa razón, esta servidora pública del Tribunal sostuvo que emitía un voto particular manifestando su posición.
 
A 1 año de su jubilación, la otra magistrada que sí voto a favor de la apelación fue Laura Pérez Ríos, y en el Tribunal se supo que esta funcionaria no está dispuesta a arriesgar su retiro por este espinoso caso. Pérez Ríos subió en varias ocasiones a la oficina de Elías Azar en el piso 15 del edificio de la calle Río de la Plata, para hablar de este tema.
 
Con excepción de las 2 semanas que el proyectista tuvo en su poder, de manera irregular, el expediente del caso Yahoo! Inc y Yahoo! México, los documentos de esta demanda y su apelación siempre estuvieron resguardados en el privado de la magistrada Mónica Venegas.
 
Los testigos que declararon ante la SEC sostienen que el proyectista Edgar Raúl Rodríguez se fue en junio pasado de vacaciones a Europa con su familia. Este funcionario tiene un salario público de 18 mil pesos quincenales.
 
También trascendió que en noviembre de 2012, antes de que se dictara la sentencia en primera instancia de este caso, el doctor Edgar Elías Azar conocía la demanda y su trascendencia, por lo que mandó a llamar al juez Juan Francisco García Segu para indicarle que dictara la sentencia a favor de Yahoo! Inc, según reveló en su declaración el juez. También le dio los términos y las condiciones en que debía fallar. Sin embargo, el juez García Segu decidió sentenciar a la multinacional estadunidense al pago de 2 mil 700 millones de dólares y esto desató la furia en el máximo Tribunal Superior de Justicia del Distrito Federal.
 
 
 
TEXTOS RELACIONADOS:
 
 

 

Fuente: Contralinea 360 / 11 de noviembre 2013
 

 

Comments

comments