Autor:

La obra Pensar políticamente es resultado de la selección de ensayos del politólogo demócrata con acento de liberalismo político, Michael Walzer. Recordemos que existe el liberalismo económico y su cisma actual: el neoliberalismo económico que sigue causando estragos sociales como desempleo y empobrecimiento mundial, con estancamiento económico por la devastación del capitalismo salvaje abiertamente antikeynesiano. Son 17 ensayos, una entrevista, un listado de obras del autor, notas, fuentes y un índice analítico y de nombres. Es un libro muy completo, con casi 500 páginas, que repasa los temas centrales de la teoría política. La traducción desde el inglés es de Albino Santos Mosquera.
 
Su autor nos pone frente a su rigor teórico con gran maestría. Si se inicia el texto con su segunda aportación “Crítica de la conversación filosófica”, se logra seguir conversando con el autor sobre temas como filosofía y democracia, que inicia los ensayos. “Cómo trazar la línea: religión y política” es fundamental, hoy que las religiones y pensamientos mágicos –con sus prejuicios– han renacido ante los problemas sociales y las injusticias buscando ayuda en el más allá. También están “Justicia aquí y ahora” y “La exclusión, la injusticia y el Estado democrático”. Pero no se encuentra la diferencia entre democracia representativa –la que se logra mediante elecciones– y democracia directa, la que ejerce el pueblo con su derecho a protestar, demandar y deshacerse de sus malos gobernantes (Karl R Popper propone que sin derramamiento de sangre, lo que parece imposible ante las autocracias, cuyos gobernantes se aferran al poder contra viento y marea de los reclamos).
 
Michael Walzer es un trabajador del pensamiento crítico de la política antidemocrática, antifascista y contra actitudes derechistas. Por su brillante ensayo La acción política y el problema de las manos sucias, pasean los rendimientos políticos nada menos que de Nicolás Maquiavelo y Max Weber, ya que hasta el quehacer político más limpio implica que los políticos se ensucien las manos. Esto siempre que los fines, a pesar de los medios (como en la obra de teatro de Albert Camus, Los justos), sean para beneficiar con el buen gobierno al pueblo, es decir, para gobernar en beneficio de éste.
 
Es un libro donde se encuentran las reflexiones del más plural pensamiento político: el roce de la democracia con la autocracia o autoritarismo. Por otra parte, su polémico ensayo El estatus moral de los Estados: una respuesta a cuatro críticos, como la entrevista, versa sobre su libro Guerras justas e injustas. Un razonamiento moral con ejemplos históricos (editorial Paidós). “Yo habito en la izquierda”, dice Walzer, y con sus armas intelectuales sobre la experiencia política es que su libro es un panorama de Pensar políticamente, pensar democráticamente, pensar críticamente. “No basta con apuntar con el dedo y gritar: ‘¡fascismo!’. Tenemos que argumentar ante nuestros conciudadanos que el gobierno puede defenderlos frente al terrorismo dentro de los límites constitucionales, sean cuales sean, que creamos necesarios para la libertad personal y la política democrática”.
 
Ficha bibliográfica:
 
Autor: Michael Walzer
Título: Pensar políticamente
Editorial: Paidós, 2010
 
*Periodista
 
 
 
 
Fuente: Contralínea 347 / agosto 2013
 
 
 

 

Comments

comments