Autor:

Ante el recrudecimiento de la violencia en la zona triqui de Oaxaca, el Consejo Comunitario del Municipio Autónomo de San Juan Copala responsabiliza a las organizaciones Unión de Bienestar Social de la Región Triqui (Ubisort) –vinculada al Partido Revolucionario Institucional (PRI) –, al Movimiento de Unificación y Lucha Triqui (MULT) –relacionada con el Partido Unidad Popular (PUP)–, así como al gobierno de Gabino Cué Monteagudo de cualquier tipo de agresión o intimidación en contra de los integrantes del movimiento autónomo.

 

El pasado 10 de julio fue emboscada la familia Martínez Hernández, el menor Salvador Martínez Hernández (de dos años de edad) fue asesinado; su madre, Virginia Hernández Bautista, herida. Los hechos ocurrieron a la altura de la comunidad de la Sabana, donde fueron asesinados los defensores de derechos humanos Jiry Jaakkola y Bety Cariño, el 27 de abril de 2010.
 
Salvador es hijo de Salvador Martínez Martínez y Virginia Hernández Bautista, originarios de Yosoyuxi, comunidad autónoma.
 
A través de un comunicado, los indígenas triquis que promueven la autonomía en la región indican que es “lamentable y repudiable que los paramilitares de la UBISORT-PRI y el MULT-PUP, ligados al proceso electoral estatal celebrado el pasado 7 de julio en nuestro estado, usen nuevamente las armas en contra de personas inocentes y asesinen a niños por sus intereses políticos mezquinos”.
 
El Consejo Comunitario relaciona la emboscada con la disputa electoral de la reciente jornada. “EL MULT-PUP lanzó a Gabino Ávila originario de la comunidad de Coyuchi, como parte de la planilla que aspiraba a gobernar el municipio de Juxtlahuaca, este personaje actúa impunemente en complicidad con el gobierno de Gabino Cué, ya que ha sido denunciado como autor material e intelectual del asalto paramilitar que se realizó el 15 de septiembre de 2010 sobre la comunidad de San Juan Copala, obligando el desplazamiento de cientos de familias”.
 
También, dice el comunicado de los indígenas, que el PUP lanzó como candidato a diputado por el distrito XII (Putla Villa de Guerrero, Oaxaca) a Rufino Merino Zaragoza, “otro de los líderes paramilitares señalados como responsables del asedio al Municipio Autónomo de San Juan Copala”.
 
Virginia Hernández Bautista, expone el movimiento autónomo, denunció en abril de 2008 a integrantes del MULT-PUP como responsables de la emboscada perpetrada en contra de Teresa Bautista y Felicitas Martínez, ambas locutoras de nuestra radio autónoma.
 
Prueba del control paramilitar del MULT-PUP sobre la comunidad de San Juan Copala, muestra el comunicado, “son las actas de escrutinio y cómputo de casillas publicadas por el Instituto Estatal Electoral y Participación Ciudadana de Oaxaca, donde se observa que las 2 casillas que se instalaron en San Juan Copala verificaron 584 votos a favor del PUP, frente a sólo nueve votos de los otros partidos.
 
“Las actas también demuestran que Antonio Cruz García, alias Toño Pájaro, –acusado por las familias desplazadas de ser otro líder paramilitar–, opera con total impunidad sin que el Estado haga efectiva la orden de aprehensión que existe en su contra, ya que este personaje figura como presidente de casilla de la sección 2046 tipo C-01, él es responsable de que las familias desplazadas, actualmente no puedan regresar a esta comunidad”, acusan los indígenas, integrantes del Consejo Comunitario del Municipio Autónomo de San Juan Copala.